Ganancias de WPP en 2014 batieron record

El mayor grupo publicitario del mundo WPP, ha dado a conocer los excelentes resultados obtenidos durante 2014, de la mano de las firmas que lo conforman y entre las que se encuentran Ogilvy & Mather, Grey, JWT, Y&R y GroupM y que le han valido facturar 11.500 millones de libras, lo que representa un 8,2 por ciento más que durante 2013.

Notas relacionadas:
WPP, Havas y Dentsu Aegis, las agencias de medios con mayor volumen de negocio durante primer semestre de 2014
CEO de WPP pide a sus empleados “mantenerse en guardia” tras fracasada fusión de Publicis y Omnicom
Omnicom mejora levemente sus previsiones de ganancias, tras fallida fusión con Publicis

Con estas cifras, no extraña que sus beneficios hayan batido record hasta alcanzar los 1.700 millones de libras en 2014, para aumentar en un punto porcentual con respecto al periodo anterior, lo que muestra un margen de beneficios del 14,5 por ciento.

Si se detalla la actuación de este grupo según las regiones en las que operan sus agencias, WPP tuvo un excelente año en su nación de origen, Reino Unido, donde facturó un 5 por ciento más que en 2013, mientras que en Norteamérica el incremento fue de un 3 por ciento durante 2014.

Así mismo, en Europa Occidental responsable del 22 por ciento de la facturación durante 2014, el grupo WPP también aumento los ingresos en un 1 por ciento, gracias al crecimiento de las actividades en países como Alemania, Italia y los Países Bajos y a pesar de que otros mercados como Bélgica, España y Francia, mostraron mercados algo más inestables.

En cuanto a las disciplinas, las que han mostrado un mejor comportamiento para WPP en 2014 fueron la publicidad y los medios, lo que llevó a las agencias de publicidad del grupo a facturar 900 millones de libras en nuevos negocios, mientras que los medios alcanzaron una facturación de 4.400 millones de libras.

Un 2015 ‘prudente’

A pesar de las cifras record obtenidas por WPP durante 2014, su consejero delegado Martin Sorrell, asegura que actuarán con cautela durante este 2015, pues toman en cuenta la situación del euro, así como la situación de Oriente Medio y desaceleración del crecimiento de económico de los países BRIC, para cumplir con las previsiones de facturación que se sitúan en un 3 por ciento más, aunque los beneficios están calculados en apenas un 0,3 por ciento adicional.