Ante la contingencia y con el objetivo de apoyar la economía de las microempresas el gobierno de la Ciudad de México anunció en días pasados la entrega de 50 mil microcréditos para microempresas que se vean afectada por la pandemia.

Se trata de un crédito de 10 pesos que los beneficiados podrán pagar en un plazo de 24 meses, mismo que entre sus beneficios cuenta con 4 meses de gracia en pago a capital, sin intereses y que no exige una garantía prendaria.

Fallas en el día 1

Como era de esperarse muchos microempresarios buscaron la manera de acceder a este programa que iniciaría con el registro de solicitudes el día de hoy.

No obstante, cientos de personas alertaron desde Twitter  que el sitio habilitado para tal fin presentó fallas desde las primeras horas de este lunes, impidiendo los registros exitosos y el inicio de este trámite.

El error fue reconocido por el Fondo para el Desarrollo Social (Fondeso), organismo que desde su cuenta en la mencionada red social aseguró estar trabajando para solucionar a la brevedad el problema.

“Estamos trabajando para agilizar el acceso a la página de registro para trámites de créditos, a fin de que podamos brindarles una mejor atención. En cuanto se mejore, se los informaremos. Gracias por su comprensión”, se lee en el post publicado por el Fondeso.

El ente de gobierno indicó que el fallo se debió a una saturación en la demanda del sistema, por lo que están haciendo lo pertinente para habilitarlo de nuevo.

Error de planeación

Si bien es entendido que esta medida contingente se ejecutó con especial nivel de inmediatez, lo cierto es que la gran cantidad de interesados en el beneficio y una posible saturación fueron aspectos que tuvieron que estar medidos en la planeación del proyecto.

Basta con reconocer la cantidad de microempresas que existen en el país y el aporte a la economía que realizan.

De cuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), hasta 2018 había un total de 4 millones 057 mil 719 microempresas, con una participación en el mercado equivalente al 97.3 por ciento y una aportación al empleo de 41.8 por ciento del empleo total.

Estas unidades económicas, sumadas a lapequeñas y medianas empresas generan 72 por ciento del empleo y 52 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

Importancia de cuidar cada detalle

Aunque es posible entender que la premura en la acción traería este tipo de problemas, la realidad es que para la imagen del gobierno se traduce en un golpe más, mismo que se suma a las criticas que desde que comenzó la epidemia han recibido las autoridades al ser calificadas como inadecuadas sus acciones para contener y actuar ante la contingencia.

Esto es especialmente importante si consideramos las conclusiones de un reciente estudio firmado por McCann Worldgroup Truth Central, el cual indica que apenas el 14 por ciento de las personas a nivel mundial creen que sus gobiernos están muy preparados para enfrentar al COVID-19.

Estas cifras dejan en claro en donde está el área de oportunidad y aunque mucho tiene que ver con la manera en la que los esfuerzos en la materia se comunican, también es cierto que cada esfuerzo debe actuar con especial eficiencia para demostrar que existe un plan real y las capacidad para llevarlo a cabo. Es cuestión de coherencia.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299