Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Entrevista exclusiva con Charles Chamouton, director de Marketing de Up Sí Vale: El consumidor y la nueva ley del home office

Desde hace varias semanas entraron en vigor los cambios a la Ley Federal del Trabajo, contemplando nuevas obligaciones para el home office

Compartir:

  • Muchas más empresas en México consideran el home office como un beneficio potencialmente permanente para sus empleados

  • Sin embargo, una buena parte de la población se ha dado cuenta que el teletrabajo representa una carga más grande económicamente

  • Esto, porque sus gastos de luz, internet y otros servicios, así como de equipo y muebles adecuados, están incrementándose 


Merca2.0 está trabajando en su Ranking de Agencias de Promoción 2021. Si tienes una firma o compañía dentro de este entorno y quieres saber cómo se posiciona frente a otros rivales, no olvides llenar este cuestionario.


Según datos de El Financiero, el pasado 11 de enero se publicaron en el Diario Oficial de la Federación (DOF) los cambios a la Ley Federal del Trabajo. Estos ajustes contemplan un nuevo marco para que las empresas otorguen ciertos beneficios puntuales a las personas que están bajo el esquema de home office o teletrabajo. De acuerdo con Charles Chamounton, director de Marketing de Up Sí Vale, el recibimiento entre las marcas de esta legislación ha sido mixto:

Por parte de las empresas, esta reforma al home office se ha recibido con preocupación, pero a la vez estos agentes están atentos y con ganas de entender sus alcances. Quieren encontrar las mejores formas de cumplir con estas nuevas exigencias. Estos cambios legales responden a una necesidad de poner orden en ambos lados, tanto las responsabilidades de los negocios como de las personas. Y es lógico: primero se dan los fenómenos y luego aparecen las leyes.

Las razones detrás de la legislación del home office

Existen dos explicaciones de por qué era necesario que se establecieran reglas claras para este “nuevo” formato laboral. En primer lugar, el home office está claramente en el camino a volverse parte de la realidad cotidiana, mucho después de la pandemia. De acuerdo con Forbes, en toda América Latina se cree que el teletrabajo se incorporará a las estrategias de las marcas tras la crisis. Pero también responde a los consumidores, según Chamounton:

Todos estos cambios empezaron desde el año pasado. Y ya desde entonces veíamos que se debía ofrecer algo diferente a los colaboradores. Los mismos empleados ya demandaban a sus empresas gastos adicionales por home office. Energía eléctrica, mejorar su capacidad de internet. Empezamos trabajando todos en el comedor, pero cuando vimos que iba para largo, nos dimos cuenta que había que traer la oficina a la casa. Esos espacios son ahora una parte de las empresas. Y éstas deben de darle todas las condiciones a su personal para laborar.


Notas relacionadas

¿Se queda o se va el ‘home office’? Esto nos espera en el futuro

Enemigos del ‘home office’, conoce los principales obstáculos

5 playlist que necesitas para ser más productivo en este interminable home office


Sobre el consumidor del teletrabajo

Es en este marco que Up Sí Vale lanzó una tarjeta de vales especial para que las empresas le dieran a sus colaboradores fondos enfocados a prestaciones del home office. Charles apunta que no se trata de una propuesta que nace con los cambios a la Ley, sino que ya se estaba manejando desde antes. Y por eso ya han podido detectar ciertas tendencias de consumo:

Las tarjetas digitales, en general, reflejan un fenómeno que todos los agentes del mercado deberíamos de esperar. Los grandes ganadores del uso son las plataformas nativas, al estilo de Mercado Libre, Amazon, Rappi y Cornershop. También vemos un incremento importante en la presencia de los supermercados, que abarcan una parte importante del gasto del usuario en home office. Es un fenómeno que ya habíamos detectado desde 2020 y hasta finales de 2019.

Oportunidades en el futuro para el home office

Up Sí Vale está en una posición única en este nuevo mercado en torno al teletrabajo porque tiene como clientes tanto a empresas como al usuario final. Para las marcas, apunta que ve a futuro una necesidad de las compañías de crear canales de gasto específicos, que puedan los empleados usar para pagar categorías concretas. Para eso, ya trabaja en sub-productos de su tarjeta de vales. Pero según su director de Marketing, también hay oportunidades con la gente:

Del consumidor vamos a estar conociendo mejor sus hábitos de compra. Vamos a tener una visibilidad más clara de hacia dónde se dirigió este gasto. Tal vez no sabremos qué adquieren, pero sí en dónde. En este sentido, nos puede ayudar a buscar oportunidades de promoción para el público en general. Por ejemplo, ayudar a la gente a mejorar su calidad de vida, con descuentos y ofertas que le permitan sacar un mayor provecho de los fondos de sus marcas.

Otros artículos exclusivos para suscriptores