CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

El nuevo diseño Twitter será modificado por las quejas sobre los dolores de cabeza

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Usuarios de todo el mundo habían denunciado que la nueva tipografía de Twitter, Chirp, les daba dolores de cabeza. 

El 12 de agosto, Twitter presentó un nuevo diseño en todas sus plataformas. Cambió colores, aspecto, botones y hasta una nueva fuente para los textos de las publicaciones llamada Chirp.

Horas después, comenzaron las críticas. Usuarios de distintas latitudes decían (en Twitter, claro) que la nueva tipografía y el contraste les estaba provocando dolores de cabeza al hacer scroll y al mirar mucho tiempo la pantalla.

Parecía ser una de las clásicas resistencias a los cambios que es muy habitual en los rediseños de las aplicaciones famosas (le pasó a Twitter antes, también a Facebook y a Snapchat).

Siempre hay un grupo de usuarios que se sienten incómodos con los cambios, no sólo en Twitter, sino en todas las plataformas sociales, e incluso cuando las marcas hace rebranding de sus logos.

Sin embargo, esta vez parece que era cierto.

El fin de semana, la plataforma dirigida por Jack Dorsey anunció que está haciendo cambios en el contraste de todos los botones “para hacerlos más suaves para la vista”.

Los nuevos cambios apuntan especialmente al contraste de los botones rediseñados, que al parecer están generando complicaciones a algunos usuarios.

El rediseño de Twitter había cambiado la tipografía por la Chirp, alineada a la izquierda, y había modificado el aspecto de los botones, quitando tonos azules y aumentando el contraste para optimizar la visibilidad.

Ahora, la cuenta oficial de accesibilidad de Twitter dice que volverá a hacer cambios porque hay personas con “sensibilidades sensoriales” que están teniendo problemas.

En paralelo, Twitter dice que ha identificado problemas en el funcionamiento de la fuente Chirp en la versión para computadoras personales con Windows y explicó que está “trabajando para solucionarlo”. Es decir, Chirp podría tener los días contados.

La marcha atrás de Twitter es un claro ejemplo de rediseño fallido. Cuando lo lanzó, la red social dijo que “podría parecer extraño al principio”, pero aseguró que mejoraría la visualización del contenido y limpiaría el desorden visual.

Pero muchos se quejaron. “La tipografía es más pequeña y más densa, lo que hace que necesite forzar más la vista para leer”, escribió un usuario. Otro dijo: “Es simplemente imposible leer si uno tiene alguna discapacidad visual”.

Respecto de la fuente, también muchos se molestaron. Respondiendo a un usuario preocupado que pedía poder elegir su propia fuente, Twitter ahora prometió nuevos cambios. “Estamos revisando los comentarios de todos sobre la fuente”, le respondieron oficialmente.

Al anunciar la nueva fuente, en enero de 2021, el jefe de marca de Twitter, Derrit DeRouen, dijo que había sido diseñada por la fundación tipográfica suiza Grilli “para mejorar la forma en que transmitimos la emoción y la imperfección”, y que la tipografía estándar Helvética, ampliamente utilizada, “no estaba a la altura del mercado”.

Pero ahora, ese hilo de DeRouen está repleto de respuestas que instan a Twitter a usar Helvética, o cualquiera otra fuente predeterminada del sistema.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados

Tim Cook

Así se venga Tim Cook de quien traiciona a Apple

La filtración de un memo muestra las medidas drásticas que el CEO de Apple, Tim Cook, ejerce contra quienes traicionan a la compañía, conocida por el celo con que guarda secretos y la forma de controlar a sus colaboradores.