Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

El desplome del metro podría poner en la mira al GP de México

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
En esta etapa post confinamiento, uno de los eventos más esperados es el Gran Premio de la Fórmula 1, sin embargo a las adversidades que representan todavía la emergencia sanitaria por coronavirus, se podría sumar otro invitado indeseado más, se trata de la tragedia ocurrida en el metro de la Ciudad de México.
  • Luego del desplome de una de las trabes que sostienen las vías de la Línea 12 del Metro, otras implicaciones podrían ver la luz.
  • Los estándares de movilidad para las ciudades que albergan este tipo de eventos son muy estrictos
  • Al tema de la emergencia sanitaria se le podría sumar otro obstáculo debido a la tragedia ocurrida este lunes en la CDMX.

La Ciudad de México (CDMX) ha vivido una de las peores catástrofes de la que se tiene registro en el Sistema de Transporte Colectivo Metro, la noche de este lunes 3 de mayo registró un fatal accidente que presentó múltiples fallecimientos y varias personas lesionadas. Y aunque la peor tragedia será siempre la pérdida de vidas humanas, es pertinente preguntarse también, que implicaciones económicas puede llegar a tener este suceso.

Es innegable que durante la pandemia los hábitos del consumidor han cambiado, se ha vuelto más cauteloso con loq ue compra y discierne de una manera más efectiva entre lo que es realmente una necesidad y lo que puede esperar para comprar, en este contexto enmarcado por un nuevo paradigma de comprador, vale la pena recordar que la CDMX tiene para este 2021, varios eventos pendientes de organización, mismos que durante el año de la pandemia no se llevaron a cabo por obvias razones de la emergencia sanitaria.

Entre los conciertos, puestas en escena, exhibiciones de museos y semanas que otrora reunían a un importante número de turistas en la capital del país, existe un evento en el que gran parte de aficionados a nivel mundial tienen en la mira, hablamos del Gran Premio de México, de la Fórmula Uno, donde, sí cabe el comentario, tiene entre sus filas un plus extra para los seguidores en nuestro país que es la participación de Sergio “Checo” Pérez, quien ha venido mostrando un gran desempeño en las últimas competiciones y ha puesto a más de un fanático a suspirar, pensando que el de jalisco podría hacerse con un sitio en el podio, durante la justa que se llevará a cabo en el territorio nacional.

Sin embargo, la tragedia ocurrida apenas hace un par de días, también tiene su mirada fija en esta competición, aunque y por desgracia por las razones equivocadas. Y es que, la organización que conlleva este tipo de eventos deportivos, tiene mucho que ver con la capacidad de movilidad en las sedes de cada competencia. No en vano, el Autódromo Hermanos Rodríguez, llevó a cabo una remodelación del inmueble previo al regreso de la competencia de Fórmula 1 a nuestro país.

La inversión público-privada para este concepto, fue en 2015  de 72 millones de dólares durante cinco años y para la remodelación del emblemático Autódromo Hermanos Rodríguez, se estima se desembolsaron 50 millones de dólares, esperando genere una derrama económica de 26 mil millones de pesos, unos 1,530 millones de dólares cada vez que tenga lugar el GP de México en CDMX.

Otro obstáculo para GP de México: el desplome del Metro en CDMX

Ahora, además de la emergencia sanitaria que aún predomina en nuestro país, pese al avance las campañas de vacunación en la población, se puede sumar un actor más: El desplome del metro en la CDMX. Lo anterior viene a colación no sólo por la mala imagen que la ciudad y el gobierno encabezado por Claudia Sheinbaum Pardo ganaron durante las últimas horas, sino porque las políticas de movilidad y seguridad de las ciudades sedes de los eventos de esta envergadura son, además de estrictas, claves para la correcta organización de cada nueva entrega del GP de México.

Baste recordar la movilización de elementos de tránsito y vialidad que hay durante cada nueva edición del GP de México y más aún, si tomamos en cuenta que durante ese día, la movilidad para llegar al recinto es por Metro elevado, la situación se agrava todavía más.

Desde que ocurrió el accidente, hasta este momento, no son pocas las denuncias que desde las redes sociales se han hecho de otras estructuras del metro que se encuentran comprometidas y más grave todavía: se presentan en construcciones de similar formato, es decir, secciones del sistema de transporte que se encuentran elevadas y no subterráneas como lo es Pantitlán, cuya línea incluye la estación del metro más cercana al aeropuerto, Bulevar Puerto Aéreo, o las propias estaciones que rodean las inmediaciones del Autódromo Hermanos Rodríguez que también presentan estructuras elevadas.

Es por ello que prever que no tardarán en poner en la mira la organización de del GP de México no es descabellado y por supuesto, aunque se reitera la consciencia de que las pérdidas humanas serán siempre lo más lamentable y en lo que hay que prestar especial atención a la hora de buscar a los culpables, tampoco se puede dejar de lado al resto de los actores que también tienen mucho que perder.

GP de México: gran evento, grandes pérdidas

Como es bien sabido  la Fórmula 1 es la tercer justa deportiva itinerante con mayor audiencia del mundo, detrás de la Copa Mundial de Futbol y de los Juegos Olímpicos.

Y respecto a lo económico, tampoco hay dato despreciable: Los beneficios económicos directos e indirectos por los días de la carrera están cercanos a 190 millones de dólares. De esa cantidad, poco más de 70 mdd corresponden a ingresos por hospedaje, casi 26 mdd por el gasto de alimentos, bebidas y mercancías, 4 mdd por la renta de autos, 36.5 mdd por gastos del circuito, 29.2 mdd por la venta de boletos y 23.7 mdd en otros gastos.

Tampoco podemos olvidarnos de los anunciantes, que durante un año post confinamiento, buscan a toda costa posicionarse entre los que tengan mayor visibilidad , utilizan el GP de México como escaparate. Así como la Corporación Interamericana de Entretenimiento , cuya inversión total para estos cinco años es de 200 millones de dólares sólo por el costo de operar el evento (traer pilotos, escuderías, promoción, publicidad, eventos especiales, insumos, etc) más la inversión en la remodelación de la pista y del Autódromo.

CIE estima recibir 40 millones de dólares en ingresos por cada premio que se lleva a cabo en el país; 29.2 millones de dólares por venta de boletos y el resto por renta de espacios.

Así, de cancelarse el evento las pérdidas económicas serían también desastrosas para a Ciudad de México y un puñado de entes más.

Ahora lee:

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados