Cómo una papa trolleó a toda la red: 5 millones de dólares, SuperBowl y fake news

Sí, ya sé, suena absurdo; pero este absurdo, al menos por un momento, se volvió realidad cuando por el Internet empezó a circular información de que la empresa estadounidense Cards Against Humanity (CAH) quedó en quiebra luego de haber pensado que era buena idea gastar 5 millones de dólares en el espacio publicitario del mundo: el Super Bowl.

Y para esta costosa publicidad, lo único que mostraron fue una papa que, encima, no contenía comentario o explicación alguna.

En el artículo que empezó todo este revuelo, la empresa explicó las razones que la llevaron a tomar la decisión de realizar una estrategia de marketing tan controversial. De acuerdo con sus declaraciones, las propuestas de la agencia a la que emplearon inicialmente no les gustaban, por lo que 48 horas antes del deadline decidieron a grabar su propio video. A pesar de que CAH son productores de cartas de juego, la empresa pensó que lo que cuenta es la originalidad, entonces resaltó que los comerciales que aparecen durante el Super Bowl en la mayoría de los casos son coloridos y chillantes, de manera que para ellos lo mejor sería utilizar contrastes: tranquilidad y una idea poco convencional.

La elección de la papa no fue accidental: la empresa alegó que la papa es, junto con el tomate, la verdura más popular entre los estadounidenses; incluso presentó las estadísticas que confirman este hecho; pese a esto, el equipo de Cards Against Humanity afirmó que el anuncio fue un fracaso.

Esta historia pudo haber formado parte de la lista de las “estrategias de marketing sin éxito”… de no haber sido porque la estrategia de Cards Against Humanity resultó ser verdaderamente acertada. ¿Cómo así? Poco tiempo más tarde la empresa reveló que toda esta acción fue simplemente una broma y un truco publicitario. De hecho, en CAH son conocidos por sus acciones de marketing extraordinarias. Por ejemplo, a propósito del Black Friday en 2014, en el marco de la protesta sacaron de la venta sus cartas y en lugar de ellas ese día vendieron una cajita con… excremento seco de toro, por 6 dólares cada una. Las personas, tentadas por la broma, querían saber si la compañía verdaderamente les vendería aquello que les prometió, o al menos saber qué era lo que contenían las cajas en realidad. De esta manera, la CAH vendió 30 mil unidades de su producto original, y donaron los ingresos a la caridad.

En este caso la acción de la papa de Card Against Humanty también resultó ser un éxito. El evento no sólo fue descrito en las columnas periodísticas de las revistas de marketing y negocio de todo el mundo (Business Insider, AdWeek, Mashable.com, …), sino que también tuvo gran resonancia en las redes sociales. De una sola vez, el artículo original logró ser compartido más que 46 mil veces.

Una vez más, se demuestra que la creatividad puede suplir al presupuesto. Card Against Humanity pudo haber gastado 5 millones dólares para un spot de 30 segundos, pero por un bajo costo crearon un comercial viral que gracias a su originalidad se encontraba en las listas de los mejores anuncios de Super Bowl, a un lado de las marcas más importantes del mundo contemporáneo. Y todo esto por una broma inocente… genial, ¿verdad?

Y ustedes, ¿conocen a otros ejemplos de unas acciones de marketing extraordinarias, similares a esta? Si es así, por favor, avísenme a través de mi Twitter @SEObczak. ¡Hasta pronto!