CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Algunos tips para responder de manera correcta a la retroalimentación crítica

Hay gran cantidad de recursos disponibles sobre cómo pedir retroalimentación crítica, pero en comparación existe muy poca orientación sobre cómo navegar por los duros comentarios recibidos.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

La retroalimentación o feedback (en inglés), es visto en muchas como un regalo, ya que en algunas compañías las cabezas de las distintas áreas que la componen no suelen compartir sus opiniones sobre un trabajador, su desempeño o el desarrollo de un proyecto, etc.

Sin embargo las investigaciones apuntan a que los verdaderos líderes empresariales deben llevar esta práctica a su día a día, para así conducir a la efectividad empresarial. En particular, el feedback negativo debe ser valorado porque permite monitorear el desarrollo y alertar sobre los cambios que son importantes realizar.

Y de hecho, los líderes que piden comentarios y críticas sobre su desempeño, son vistos como más efectivos por sus superiores, empleados e iguales, en comparación con los que únicamente prestan atención a los buenos comentarios.

Aunque no resulta sencillo recibir críticas y comentarios negativos; es necesario evitar tomar una actitud a la defensiva, enojarse o no ser objetivo al no ser conciente de la realidad.

Hay un montón de recursos disponibles sobre cómo pedir retroalimentación crítica, pero en comparación existe muy poca orientación sobre cómo navegar por los duros comentarios recibidos.

Aquí están cinco acciones empíricamente apoyados para ayudarte a escuchar retroalimentación crítica abiertamente y con calma, intencionalmente mina de insight y aprovechar mejorar sin daños colaterales a su confianza y autoestima.

La Universidad de Hardvard propone cinco consejos para recibir retroalimentación de las fallas profesionales abiertamente y con calma, para aprovechar y mejorar sin daños colaterales a la autoconfianza y autoestima:

No te apresures a reaccionar

Controlar las emociones y reaccionar pacíficamente es básico. Nadie es perfecto, entonces, es necesario pensar y concientizarse de que el feedback ayudará a mejorar aspectos que requieren ser pulidos.

Obtén más información

A veces es difícil comprender que los demás no nos ven de la misma forma que nostros lo hacemos, por lo que tener la información completa ayudará a crear una estrategia para comenzar los cambios necesarios orientados a un mejor desempeño y desarrollo profesional.

Asimismo, para actuar es necesario primeramente comprender del todo la información y crítica recibida, especialmente cuando es la primera vez que se escucha dicha crítica.

Esto no sólo proporciona más detalles sobre lo que se hace para crear una cierta impresión, sino que ayuda a evitar el corregir acciones basadas únicamente en la opinión de una persona.

Business hand thumb up with true and false sign. Vector illustration of positive and negative feedback concept. Minimal and flat design
Haz visibles los cambios

Incluso cuando hemos mejorado significativamente un cierto comportamiento, no significa que las personas que te rodean automáticamente se darán cuenta. Es decir, puede ser más difícil cambiar las percepciones del comportamiento en sí que el propio comportamiento. Se gasta mucha energía mejorando basándonos en la retroalimentación de los colegas, pero que dichas personas no lo noten, puede ser desalentador.

No te victimices

Recibir feedback de crítica puede ser un ejercicio agotador e incómodo, esto resultará más sencillo con la práctica y con la idea de olvidar que los demás pretender hacer daño por medio de dichos comentarios negativos; en ocasiones algunas críticas serán también emitidas por un familiar o amigo.

En este sentido, la retroalimentación crítica puede ser una excelente excusa para restablecer las relaciones interpersonales, y con el enfoque correcto, los mayores críticos pueden convertirse en los mayores campeones de quien recibe la crítica.

Recuerda que el cambio opcional

Nadie te obliga a cambiar, sólo tú puedes decidirlo. Por último, las personas más exitosas y ambiciosas probablemente creen que cuando un comportamiento está limitando su éxito, deben trabajar para cambiarlo.

Sin embargo, la mejor manera de manejar las debilidades no siempre es clara. A veces la retroalimentación puede iluminar fallas que están estrechamente tejidas en el interior mismo de quienes somos.

Otros artículos exclusivos para suscriptores