Es claro que los últimos meses no han sido los mejores para Airbnb, al igual que un gran número de empresas a nivel global. En el caso de la aplicación de alojamiento, sufrió un descenso significativo de las reservas por las razones que todos conocemos y, pese a que intentó resistir, tuvo que tomar decisiones difíciles, como el despedir a cerca de una cuarta parte de sus empleados.

Sin embargo, la firma de San Francisco, California busca recuperarse y para ello ha implementado diversas acciones intentando atacar todos los frentes; desde el de recursos humanos, pasando por protocolos de seguridad e higiene para anfitriones y usuarios, hasta ajustando diversas políticas de su servicio.

Si eres joven, podrían suspender tu cuenta

Entre las acciones que está implementando, se destaca una anunciada el jueves relacionada con la posibilidad de suspender o incluso prohibir las cuentas de usuarios menores de 25 años.

Al parecer, Airbnb busca ayudar a tomar medidas enérgicas contra las fiestas en casa no autorizadas, o al menos eso es lo que argumenta la plataforma.

Esto aplicará para los usuarios menores de 25 años con menos de tres comentarios positivos que alquilen una casa completa o que hayan recibido alguna mala calificación. No obstante, aquellos huéspedes en este por debajo de este límite de edad, que no han recibido críticas negativas o cuentan con más de tres positivas aún podrán reservar sin restricciones.

De acuerdo con Airbnb, esta medida está directamente relacionada con un esfuerzo de frenar los eventos en los espacios de alojamiento, sin embargo, se piensa que las condiciones impuestas por la ‘nueva realidad’ a causa del COVID-19, también son una razón poderosa para optar por este cambio.

“(…) la reducción del número de fiestas en casa no autorizadas siempre ha sido una prioridad para nosotros, y ahora con todo lo que está pasando es más importante que nunca. (…) Con los mandatos de salud pública en todo el país, estamos tomando medidas para apoyar un viaje seguro y responsable por los Estados Unidos”, señala la compañía en su sitio de noticias.

Según la información disponible, el ajuste en la política del servicio se da después de una prueba del programa en Canadá a principios de este año, durante el cual Airbnb dice que vio una disminución en el número de fiestas los espacios de alojamiento.

Desde hace semanas, la marca ha anunciado diversas acciones para adaptarse a las condiciones y exigencias del mercado que ha dejado la emergencia sanitaria. Ejemplo de ello, es la guía que considera algunas reglas que deberán seguir desde ahora los anfitriones de la plataforma.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299