6 elementos que debes eliminar del contenido de tu marca para mejorarlo

  • 79 por ciento de los mercadólogos a nivel global consideran que las campañas basadas en contenidos incrementarán su presencia en durante los próximos 2 años.

  • ¿Tu contenido parece más un pitch de venta que un material que puede ayudar a los consumidores?

  • Lee: ¿Cómo definir el presupuesto para el content marketing en 2020?

Datos de eMarketer revelan que hasta un 79 por ciento de los profesionales del marketing a nivel global consideran que las campañas basadas en contenidos incrementarán su presencia en durante los próximos 2 años. No obstante, aún son muchas las empresas que tienen problemas cuando se trata del desarrollo de algún contenido. Esto se debe a que existen elementos que siguen integrando dentro de sus piezas, por ello, en esta ocasión hablaremos de dichos elementos que deben ser descartados para mejorar los resultados.

De acuerdo con el Content Marketing Institute, estos son los elementos del contenido que se deben descartar en la actualidad para mejorar los aportes que puede generar para las marcas y empresas:

  • Hostilidad móvil

Pese a que ya se ha hablado mucho de la importancia que han ganado los dispositivos móviles para el consumo de contenidos y la navegación en internet en general, todavía existe una buen cantidad de negocios que no han puesto atención a este tema y siguen publicando contenidos sin que estos sean mobile-friendly.

Como posiblemente ya lo sabrás, este tipo de situaciones provocan daños a la experiencia del cliente. Según lo comparte la fuente, cuatro mil millones de personas aceden a internet desde sus dispositivos móviles en la actualidad, por lo que si el contenido no se puede consumir fácilmente desde este apartado las empresas se arriesgan a perder la atención de gran parte de su público objetivo debido a la pérdida de visibilidad en las páginas de resultados de los motores de búsqueda; recuerda que el tener un espacio mobile-friendly es cada vez más relevante para Google.

Si no estás seguro del estado de tu sitio bajo este aspecto, puedes usar la herramienta gratuita de Google para definir la compatibilidad de tu sitio con los dispositivos móviles (https://search.google.com/test/mobile-friendly). En caso de que los resultados sean negativos, tendrás que implementar ajustes para mejorar tu sitio. Por fortuna existen herramientas que te pueden ayudar a convertir a tu sitio en uno más amigable con los smartphones.

  • Formato único

Tal como lo destaca la fuente, los días en que las publicaciones simples en blogs dominaban el marketing de contenido quedaron atrás. En la actualidad, las opciones para este son muy variadas y siguen aumentando, por ejemplo, se tienen las stories en vivo y los podcast que han tenido un repunte interesante.

En ese sentido, uno de los elementos que se debe descartar con el contenido es el trabajarlo con un formato único, ya sea que se trata solo de textos o videos. Esta expectativa de que funcionen así las cosas se debe eliminar si se quiere generar alguna conexión con la audiencia.

Para solucionar un problema de este tipo es necesario dar un vistazo al contenido o al calendario editorial, si se cuenta con este documento, y preguntarse qué tan variados son los formatos que existen dentro de la estrategia o cómo se pueden apalancar nuevos par hacer los materiales más interactivos, atractivos y creativos.

  • Carencia de metas

Así como hay muchos negocios que se olvidan de la importancia del apartado mobile, existen otros que se olvidan de la definición de metas para su contenido o apuntan sólo a la generación de tráfico pero no tienen una audiencia en específico a la cual llegar con estos materiales. En esos casos el contenido tampoco cuenta con un propósito en particular ni está diseñado para ser compartido o ser de ayuda para las personas.

Desafortunadamente lo anterior resulta ser un error pues las audiencias en la actualidad están a la expectativa de obtener más de los contados que consumen. Quieren consumir piezas de calidad elevada que les ayude a cumplir con sus metas.

Para salir de un error como este, las tareas a desarrollar no son tan complejas, ya sea que quieras incrementar el tráfico, hacer crecer la lista de suscriptores o la combinación de distintos objetivos, es necesario que cada pieza de contenido tenga bien definidas las metas que debe cumplir.  Además, el contenido debe lograr que la audiencia objetivo cumpla sus metas.

  • Falta de fundamentos

La falta de fundamentos también se puede entender como falta de calidad en el contenido. Este es otro problema que muchos profesionales del marketing encargados de esta tarea pasan por alto.

Y es que no sólo se trata de un detalle que afecta a las audiencias, también ante los ojos de Google la falta de relevancia o calidad puede afectar, el motor de búsqueda recompensa a quienes verdaderamente aportan valor para los usuarios.

Cualquier contenido que no está respaldado por datos relevantes o por una investigación realmente no se considera como uno que valga la pena. Si quieres evitarlos resulta indispensable aportar el tiempo necesario al equipo para el desarrollo de piezas de buena calidad. Si bien puede consdierarse importante publicar de forma consistente, es más importante dar paso a la calidad cuando se trata de los contenido.

Una buena forma de gestionar ambos puntos consiste en trabajar de la mano de un calendario editorial para gestionar mejor la carga de trabajo y que se puedan desarrollar piezas sobresalientes.

  • Impulso de ventas

Como quinto elemento que se debe eliminar del contenido es el impulso de las ventas de forma tan directa. Para los mercadólogos puede resultar tentador el usar el contenido para hacer “hard sell”, pero para los consumidores es fácil identificar cuando se les está haciendo un pitch de ventas, el cual no les provocará una buena experiencia.

Los consumidores contemporáneos no quieren que les venda, quieren consumir contenidos relevantes que les ayude a navegar a través del journey y ayude a su toma de decisiones de compra.

Para evitar caer en este problema es importante descartar los pitch de ventas del contenido. Una vez que se ha desarrollado esta acción, es recomendable desarrollar una mejor investigación sobre la audiencia y crear perfiles de persona que describan a detalle cómo luce la audiencia en aspectos como su comportamiento, metas y “pain points”. Con esta información se podrá considerar mejor cómo es que el contenido puede atender a los intereses y necesidades del público.

  • Falta de optimización

Por último, es necesario descartar la falta de optimización. Las marcas deben dejar de publicar rutinariamente contenidos que no estén siguiendo los principios básicos del SEO.

Recuerda que los contenidos que no están optimizados para motores de búsqueda difícilmente podrán aportar al cumplimiento de los objetivos generales de marketing y no podrá ser encontrado por nuevas audiencias.

La solución a este detalle es simple, comienza a optimizar los contenidos en términos del SEO.