Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

4 consejos para un buen e-commerce

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on twitter
México, D.F.-Ya habíamos hablado sobre la importancia de las redes sociales y el uso de internet como herramienta para poder hacer triunfar a una empresa y marca. Los emprendedores, a menudo, se preguntan cómo pueden hacer para que su negocio tome fuerza y empiece a ser conocido.

México, D.F.- Ya habíamos hablado sobre la importancia de las redes sociales y el uso de internet como herramienta para poder hacer triunfar a una empresa y marca. Los emprendedores, a menudo, se preguntan cómo pueden hacer para que su negocio tome fuerza y empiece a ser conocido.

Más notas relacionadas:
Atención al cliente, más que un sonrisa
Crea una empresa en 24 horas
Los retos de las Pymes

CNNExpansión mencionó que el director general de BPM Consultants Group, Virgilio Serrano Vera  asegura que “Si tienes una página y realizas comercio electrónico el mensaje que envías al cliente es: me estoy renovado siempre”.

Además, destaca que el mercado al cual deben vender las empresas vía comercio electrónico es el nivel C y C+ (clase media y media alta) por ser el más vigoroso en compras por este canal.

Para el director de BPM Consultants Group, estos son puntos clave que jamás se deben perder de vista sobre el e-commerce:

1. Mayor visibilidad: Permite extender el alcance del negocio a ventas naciones o internacionales. El ingreso es la parte más palpable, pero hay otros beneficios a largo plazo, como disminuir el costo en el manejo de inventarios (puedes subir en la red cuanto producto quieras), establecer un sistema administrativo virtual y tener flujo de efectivo por adelantado.

2. Éxito del comercio en línea:  No basta con subir un catálogo de tus productos, la clave en el sitio web es hacer un call to action (llamar a la acción). Tener tu misión y visión es valioso en términos informativos, pero la gente lee poco en general, así que el reto es tener otro tipo de detonante para crear la compra. Tipos de incentivos: promociones (por temporada), envío gratuito, complementos u obsequios, reembolsos, puntos de lealtad, alternativas de pago, meses sin intereses, por citar algunos.

3. La atención del cliente:  Hay que describir lo mejor posible el producto o servicio. Entre más datos prácticos ofrezcas, más fácil te posicionarás no sólo ante el comprador, también en los buscadores.

Una vez que te ubiquen, es importante pasar al ejercicio de posicionarte. Es recomendable tener un blog o una zona de noticias donde destaques los problemas que resuelves con tu negocio, así como información de interés entorno al negocio/ industria del que se trate. Limitarte a promover sólo a la empresa, sin generar datos adicionales convierte a tu sitio en una página ‘promedio’. Usa herramientas interactivas.

4. Generar confianza: Lo primero es crear publicidad coherente y ética. A nadie le agrada que el sitio web promocione un descuento y al momento de pago se encuentre con otro escenario, por citar un caso.

Es importante tener principios de legalidad, es decir, demostrar al comprador que la empresa hace un resguardo formal de su información. Opciones para lograrlo: contar con certificados de confianza (como los otorgados por la Asociación Mexicana de Internet), proveer opciones para recuperar contraseñas, políticas de privacidad y sellos de confianza (VeriSign, por ejemplo).

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados

Estrategia de marketing hacia productos de gama alta con rentabilidad

Las ventas conforman uno de los indicadores más escudriñados en las empresas. Las ventas representan literalmente lo que una empresa puede hacer y lo que vale. El renglón de ventas en el estado financiero implica el valor en dinero (por ejemplo, pesos) que se vende en un año. Hablar sólo del valor puede ser algo limitado, ya que falta reconocer el margen de dichas ventas.