Un refrigerador defectuoso fue la causa del incendio de la Torre Grenfell

La policía británica señaló que otra causal de la propagación de las llamas fue el recubrimiento utilizado durante una serie de mejoras en el inmueble.

La Policía Metropolitana Scotland Yard confirmó este viernes que el incendio en la torre de departamentos Grenfell de la semana pasada fue ocasionado por un refrigerador defectuoso.

Las autoridades señalaron que otra de las causas que favorecieron el avance de las llamas en el fue el recubrimiento que fue utilizado en una reciente modernización del inmueble.

Scotland Yard hizo un llamado para hacer una revisión del material de revestimiento en otras torres similares para verificar si cumplen con las normas de seguridad después de que algunas pruebas independientes demostraron que ciertos materiales son altamente inflamables.

Tras el incendio, la policía ordenó una investigación criminal para deslindar responsabilidades sobre el incendio que se propagó en cuestión de minutos a los 24 pisos de la torre de departamentos de interés social en el oeste de esta ciudad.

La detective Fiona McCormack, a cargo de la investigación, no descartó que se trate de un “homicidio imprudencial” y agregó señaló que ya se realizaron pruebas independientes en el material de revestimiento y de aislamiento térmico.

“Se nos ha informado que el recubrimiento y el aislamiento fallaron todas las pruebas de seguridad”, precisó.

Agregó que el material de aislamiento térmico era más inflamable que el revestimiento. La rapidez con la que se extendió el incendio sorprendió a los bomberos y servicios de emergencia que nunca habían enfrentado un siniestro tan devastador.

En total 79 personas murieron en la torre Grenfell, muchas de las cuales no podrá ser identificadas debido a la intensidad del incendio cuyo interior quedó prácticamente incinerado.