Un programa de TV mostró lo fácil que es crear a un influencer falso por 500 euros

Un programa de la cadena Antena 3 mostró lo sencillo que es crear un perfil falso como influencer con tan solo 500 euros.

El programa “Espejo Público” mostró com la cuenta “almu_ripamonti” pasó de no tener seguidores a sumar más de 98 mil.

La estrategia usó a la actriz Almudena Ripamonti, quien se identificó en el programa como una falsa instagramer y corrió a cargo de Luis Díaz, CEO de la agencia de comunicación H2H.

“Basta con buscar en Google cómo comprar seguidores y aparece un montón de páginas donde puedes comprarlas y seleccionar el tipo de seguidores que quieres tener”, explicó una de las personas que participaron en la investigación.

Dentro del estudio se mostró cómo la actriz imitó el estilo en ropa, fotografía y mensajes de otros influencers, para protagonizar todas las imágenes que publicó en su cuenta y que le generaron el interés de diversas marcas y servicios para recibir productos e invitaciones para noches de hotel, comida gratis en restaurantes.

El problema que los seguidores falsos en las cuentas de influencers representan en marketing digital, ha llevado a muchas agencias a idear estrategias que logran ser trascedentes cuando piensan en el retorno de inversión, que consiste en poder verificar el origen de los seguidores de cada una de estas cuentas, pues de esa forma se logran resultados en los objetivos planteados, al lograr que la comunicación que estas personalidades hacen de las marcas que los contratan.

“En los últimos años perfeccionamos nuestros sistemas de detección de patrones de comportamiento para que sea mucho más difícil vender falsos ‘likes’ en Facebook. También desarrollamos sistemas sofisticados para bloquear programas automatizados (o “bots”) que crean cuentas falsas. Nuestros sistemas de seguridad, procesan millones de datos por segundo para ayudar a bloquear actividades sospechosas”, cita el mensaje publicado en el blog de Facebook por Shabnam Shaik, miembro del equipo de Protect and Care.

Una posible conclusión sobre lo que hemos hablado es la necesidad de las marcas por lograr alcanzar el trote con que la tecnología esta pautando y que muchas veces significa entender de sentido común y lógica, como entender la necesidad de verificar la autenticidad de los seguidores que hay detrás de los influencers.