Tendencias 2020 en el rubro de packaging

Packaging
Fast food packaging set. Paper coffee cups in holder, food box, brown paper bag on the table

Se vislumbra ya un nuevo año y también una nueva década, lo cual siempre implica cambios un poco más sustanciosos que los que cada 365 días -o 366, si hablamos de años bisiestos- se llevan a cabo.

En el terreno de la creatividad y el marketing un nuevo año también se relaciona con la llegada de nuevas tendencias. A menos de dos meses de que concluya el año se presentan a continuación algunas tendencias que en el mundo del packaging se verán cada vez con mayor contundencia.

  1. Packaging respetuoso con el medio ambiente. La generación de productos prevé ahora un respecto con el medio ambiente durante cada uno de sus procesos productivos y el embalaje, etiquetado y empaquetado es uno de ellos. Cada vez con mayor contundencia se hará realidad la eliminación de materiales plásticos y se integrarán elementos más amables con el entorno.
  2. El packaging se consolida como elemento de marketing. Para nadie ha sido un secreto que las marcas utilizan sus empaques como elementos distintivos para impulsar sus productos y colocarse en la memoria de los consumidores. Así, es fácil recordar las cajas verdes de la marca de joyería Tiffany & Co o los vasos de Starbucks. Este elemento distintivo para las marcas seguirá con fuerza en el futuro.
  3. Reducción de costos en materiales. Ante tiempos que se adivinan de crisis y de recesión las marcas tendrán que esforzarse en reducirs sus costos y el embalaje será uno de esos rubros. Esta posibilidad se verá beneficiada con la tendencia a reciclar, reutilizar y recurrir a materiales más amables con el ambiente y de bajo costo.
  4. Personalización. Gracias al avance del comercio electrónico, las marcas están en la posibilidad de desarrollar entregas personalizadas a sus consumidores, por lo que será más factible el uso de empaques que contengan el nombre del comprador o características más acordes a sus necesidades particulares.
  5. Más tamaños. Dentro de la misma personalización y adaptación a los productos que contienen, el packaging tenderá a ofrecer diferentes dimensiones que se adaptarán a las necesidades específicas de los clientes.

Así, los productos se adaptarán, cada vez con mayor contundencia, a los tiempos nuevos que corren y se envolverán en empaques, embalajes, cajas, envases y demás elementos de embalaje de una manera más inteligente en la que la protección de los productos seguirá siendo el objetivo primordial.