Tarjetas biométricas y otros avances del marketing para el sector bancario

e-commerce
Foto: Bigstock

El sector bancario en México y otras latitudes resulta fundamental para la vida cotidiana y las diferentes instituciones bancarias proyectan sus propias marcas para atraer a los cuentahabientes.

Acciones de marketing en sus distintas modalidades se proyectan para generar en los los bancos el interés de los consumidores y a continuación se enumeran diferentes tipos de productos que ayudan a este objetivo.

Por ejemplo,  la marca de tarjetas y otros servicios bancario Mastercard presenta una tarjeta biométrica que se puede validar usando la huella digital con la cual los titulares de las tarjetas pueden sentirse seguros y confiados al utilizar sus plásticos. Para tallanzamiento se desarrollaron diferentes pruebas y estudios con los consumidores y se observaron los siguientes resultados:

• 81 por ciento de los consumidores dijeron que usar una tarjeta biométrica era más conveniente que ingresar un PIN

• 90 por ciento  de los usuarios sintieron que la tarjeta biométrica era más segura que las tarjetas con chip normal

El titular de una tarjeta biométrica registra su huela dactilar en el plástico y cuando la inserta  en el terminal de un minorista mientras coloca el dedo sobre el sensor integrado. La huella digital se verifica contra la plantilla y, si los datos biométricos coinciden, la transacción se aprueba y la tarjeta nunca abandona la mano del consumidor, lo que permite sus datos biométricos nunca se comparten con el comerciante o el emisor.

A su vez, HSBC realizó recientemente el lanzamiento de un producto de portabilidad automotriz: Pago Inmediauto de HSBC, producto que extiende las posibilidades de la portabilidad a los usuarios de créditos automotrices, para fomentar la competencia y estimular su movilidad de una institución a otra para obtener mejores condiciones de financiamiento.

Por otra parte, las instituciones bancarias bancarias logran una proyección de sus marcas a través de obras de altruismo, como la Beca BBVA, que es emitida por este banco de origen español en distintos países, como México.

La institución bancaria ofrece a los menores de excelencia académica apoyos para alumnos de secundaria por  1 mil pesos mensuales, para secundaria, de  2 mil  a 3 mil pesos mensuales y para universidad de  3 mil 500 a 4 mil 500 pesos. Con esta clase de proyección, se logra colocar ante los ojos de la sociedad como una empresa preocupada por sus semejante y más atractiva para la contratación de convenios y la apertura de cuentas.

Son diferentes ejemplos de la proyección que las instituciones bancarias buscan de manera permanente para innovar ante sus cuentahabientes y también ante personas externas que se convierten en clientes potenciales y consumidores de los diferentes productos bancarios que ofrecen, tales como créditos, préstamos o la simple apertura de cuentas de ahorro.