“Sin Google, los teléfonos de Huawei serán pisapapeles”

Si avanza la prohibición de Google, Huawei tendrá graves problemas. Los grandes beneficiados: Samsung, Xiaomi y Oppo. Para Bryan Ma, analista de IDC Asia-Pacífico, "este movimiento acabará por convertir a los próximos Huawei en pisapapeles".

  • Algunos analistas creen que debe haber un acuerdo o el gigante chino no tendrá chance: vende la mitad de sus teléfonos fuera de China.

  • En esos mercados, la eliminación de los servicios de Google de los teléfonos significa que los consumidores lo pensarán dos veces antes de comprar un nuevo dispositivo Huawei.

  • Los rivales como Samsung, Xiaomi y Oppo tienen una gran oportunidad.

La restricción de los vínculos comerciales entre Google y Huawei, el fabricante de teléfonos inteligentes Nº 2 del mundo por volumen de ventas en 2018, podría hacer caer la demanda de dispositivos de la empresa fuera de China y dar a Samsung, líder del mercado, la posibilidad de consolidar su puesto.

La decisión de Google de restringir el acceso a su sistema operativo Android, en respuesta a la inclusión de Huawei en una lista negra comercial de Estados Unidos, significa que la empresa con sede en Shenzhen ya no podrá ejecutar las aplicaciones y servicios de Google como Gmail, YouTube o Google Play en futuros dispositivos de la compañía.

Para los mercados fuera de China, la eliminación de estos servicios críticos de Google significará que los consumidores pensarán dos veces antes de comprar nuevos dispositivos Huawei.

Ese es un gran problema para la marca, ya que aproximadamente la mitad de los 208 millones de teléfonos inteligentes que vendió en 2018 se comercializaron fuera de China.

“En lo que respecta a los mercados en el extranjero, este movimiento acaba de convertir a los próximos teléfonos de Huawei en pisapapeles”. Así de contundente fue Bryan Ma, vicepresidente de investigación de IDC Asia-Pacífico.

En diálogo con SCMP, el analista amplió: “Es simple, los teléfonos ya no serán muy útiles sin las aplicaciones de Google”.

Si bien Huawei no perderá todo el acceso a Android (el sistema operativo principal es un proyecto de código abierto), en la práctica, los principales fabricantes de teléfonos reciben asistencia de Google para todos los populares servicios que se ejecutan en la plataforma.

Beneficiados

Es probable que las otras marcas que usan Android, como Samsung, el fabricante de teléfonos inteligentes líder en el mundo, y otras chinas como Xiaomi, se beneficien con una caída en la demanda de Huawei fuera del gigante asiático, especialmente en Europa, donde Huawei tiene alcanzó el 25 por ciento del mercado en el último trimestre de 2018, según datos de Canalys. También Oppo, la quinta del mercado.

Huawei está muy cerca de Samsung en la región, y ya es el líder en nueve países, incluidos España y Polonia.

El fundador de la compañía, Ren Zhengfei, dijo en una entrevista con medios estatales chinos este martes que estaba esperando un enfrentamiento con el gobierno de los Estados Unidos debido al meteórico ascenso de Huawei. El CEO dijo textual: “Era inevitable”.

La semana pasada, el Departamento de Comercio de los Estados Unidos, a pedido de Donald Trump, colocó a Huawei en la lista que restringe a las empresas de ese país a suministrar componentes y servicios a Huawei debido a preocupaciones de seguridad nacional.

No está claro cuánto tiempo permanecerá vigente la prohibición.

Algunas versiones dicen que Huawei tiene almacenados millones de componentes de sus proveedores estadounidenses preparándose para esta situación y que, incluso, tiene un sistema operativo alternativo listo para usar.