punto de venta
Foto: Bigstock

El punto de venta ha sido un lugar que históricamente se ha destacado por desarrollar elementos, que han logrado consolidar el sentido comercial de las marcas, sobre todo en un momento en que estas han buscado una mayor identificación con el consumidor.

Hay tendencias que están buscando personalizar las experiencias de compra en puntos de venta físicos y esto es una importante data que revalora estos espacios, de la mano de experiencias, donde el consumidor se convierte en centro y pauta de lo que hacen las marcas para seguir vendiendo.

Esto ha sido definitivo para comprender el rol que juegan las marcas sobre todo cuando logran experimentar estrategias, que ayudan a comprender el rol del consumo y cuando el interés de las marcas por impactar en el consumidor se ha determinado cada vez más, por elementos que ayudan a identificar de qué manera mejorar su experiencia.

Ahora lee:

La estrategia que debes implementar

El primer paso que todo mercadólogo encargado de trabajar en un punto de venta es saber algo simple pero que muchas veces no se responde como punto de partida: ¿qué pretender alcanzar en el punto de venta físico?

Hay tres claras tendencias de qué es lo que busca un consumidor en un punto de venta físico, según cifras de Accenture y 199IT que Statista proyectó.

La primera de ellas es la facilidad que encuentran en experimentar productos en la tienda, para poder hacer una decisión de compra adecuada, ese es el principal motivo por el que un consumidor acude a una tienda. El segundo motivo es para descubrir a marcas a partir de buenas experiencias y la tercera es que a partir de la experiencia física que tienen con el producto, se incrementa el engagement con una marca.

El segundo aspecto encontrado en este estudio y en el que más coincidían los consumidores es el que llama la atención de este análisis y que vamos a vincular con la experiencia llevada a cabo en la cadena de tiendas departamentales El Corte Inglés, donde ahora la marca ha puesto en marcha una estrategia, en la que permite a los visitantes de sus tiendas elegir la música que pueden escuchar en ellas.

La experiencia forma parte de una campaña llamada “La música la pones tú”, en donde a través de Instagram la marca da la opción a sus seguidores de elegir las canciones que quieren oír en su próxima visita a una tienda de la marca, por lo que ha preparado una selección especial en una cuenta de Spotify.

La selección musical incluye todo tipo de canciones como Tabú de Pablo Alborán y Ava Max; Quiero, quiero y quiero de Arnau Griso y Don’t star now de Dua Lipa.

¿Qué necesitas en tu punto de venta?

El caso expuesto de El corte Inglés revela una importante necesidad para dinamizar tu punto de venta, a partir de un incremento en la interacción con tus usuarios mediante redes sociales.

La omnicanalidad es el concepto más vigente hoy en día, para lograr que una marca pueda explotar las plataformas y canales con los que cuenta, a través de integrarlos en un ecosistema. Es simplemente hacer que la comunicación amplíe sus puntos de contacto con el consumidor y las redes sociales son una gran herramienta para eso, pues funcionan, vale la pena el comparativo, como una estrategia de marketing de suscripción, donde los seguidores con los que cuentas en las redes sociales de la marca, se convierten en activos que generan data y sentimiento de cómo es percibida tu marca afuera de sus puntos de venta físicos.

La lección aprendida es que las marcas necesitan comunicarse con sus consumidores a través de los canales con los que cuenta, mediante interacción social se facilita esta tarea, pero lo más importante es pensar cada una de estas acciones de comunicación, orientándolas a mejorar la experiencia de compra.

Recibe las gráficas del día con las noticias más importantes de mercadotecnia.