x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Señalan a Ford y Kellogg de financiar grupos opositores al Tren Maya

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Si bien en la lista los nombres de Ford y Kellogg se asocia con sus fundaciones, lo cierto es que se cuestionó sobre qué son y qué venden.

Durante la conferencia presidencial de esta mañana, a petición expresa de Andrés Manuel López Obrador, el director de Comunicación Social del Gobierno de México, Jesús Ramírez Cuevas, dio a conocer una lista de organizaciones civiles y medios que de acuerdo con el vocero, “reciben financiamiento del extranjero para oponerse a la construcción del Tren Maya”, en donde los nombres de Ford y Kellogg salieron a relucir.

A decir del jefe del Ejecutivo Federal, existen algunas organizaciones que “se disfrazan de ambientalistas o defensores de Derechos Humanos para recibir dinero”, mismas que se han pronunciado en contra de la construcción del Tren Maya, por “un asunto de lucha de poder en lo económico en lo político”, afirmó López Obrador.

En esta misma línea, el director de comunicación social, aseguró que se trata de “fundaciones extranjeras que financian a organizaciones no gubernamentales como Mexicanos contra la Corrupción, como el Consejo Indígena de Espujil, como el Consejo de Silvicultura Sustentable. Quienes dan estos fondos para quienes se oponen al Tren Maya son la fundación Kellog, la fundación Ford”.

Alusión directa a las marcas

Si bien en la lista los nombres de Ford y Kellogg se asocia con las fundaciones relacionadas a las firmas, lo cierto es que el presidente cuestionó sobre qué es y qué vende la fundación W.K Kellog a lo que el secretario precisó que se trata de una fundación respaldada por la empresa transnacional Kellog dedica a la venta de alimentos.

“Bueno, vende cornflakes y algunos tipos de alimentos de la mañana, frutilupis y demás”, respondió Ramírez Cuevas.

La pregunta se extendió a la aparición de Ford en el listado, a lo que el vocero de presidencia afirmó que “la fundación Ford que se dedica a financiar académicos y a organizaciones no gubernamentales en el mundo. ClimatWorks, la NED, que es la fundación estadounidense por la democracia”.

En este sentido, a petición de AMLO, Jesús Ramírez explicó que la NED, bien del Departamento de Estado de Estados Unidos y es “una fundación que recibe financiamiento público en Estados Unidos”.

De la misma manera se dieron detalles de otras empresas mencionadas en el listado, el cual se deriva de una “investigación privada” de la que no se dio a conocer la fuente.

“La fundaciones Rockefeller, que sí pertenece al consorcio Rockefeller pero también financía a académicos y asociaciones no gubernamentales. En el caso de la fundación Kellog, por ejemplo, al Consejo de Mexicanos Sustentable pues da fondos por 350 mil dólares. La fundación Ford por tres millones 575 mil dólares. Climat Works da 3 millones 800 mil dólares sólo para la organización Centro Civil Mexicano para la Servicultura Sostenible (CCMSS)“, detalló Cuevas.

Además de Kellog y Ford otras organizaciones que se mencionan en la lista presentada son la Fundación para el Debido Proceso (DPLF), el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA), el diario Animal Político, Indignación, Promoción y Defensa de los Derechos Humanos, el Consejo Regional Indígena y Popular Xpujil (CRIPX), Diálogo y Movimiento (DIMO), Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, así como México Evalúa.

El problema para las marcas

Hasta el momento del cierre de esta nota, ninguna de las marcas mencionadas han fiado postura al respecto y aunque es difícil saber cuáles son argumentos detrás de estos señalamientos, la realidad es que para Kellog y Ford están dentro de esta conversación no es nada benéfico.

Sin lugar a dudas, la construcción del Tren Maya es un tema que ha cobrado tintes políticos y lejos de las posturas encontradas alrededor de este proyecto, a ninguna empresa le conviene quedar en medio de la polémica.

La razón no es otra más que la resistencia del consumidor para ver que sus marcas se relacionen con temas políticos, fenómeno que cuando se da no siempre es bien recibido.

Así, un estudio firmado por 4A aseguraba que aunque el 67 por ciento de los responsables de mercadotecnia creen que los valores cambiantes están haciendo que las marcas se interesen más por la responsabilidad corporativa y el marketing basado en valores, el 58 por ciento de los consumidores no estaban de acuerdo en que las marcas involucrasen sus estrategias de mercadotecnia con temas políticos.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Premium

Populares

Únete a Merca2.0

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de Merca2.0

Artículos relacionados