Quién es Alexandr Wang, el nuevo Steve Jobs de Silicon Valley

Scale AI es el último unicornio de Silicon Valley. Su fundador, Alexandr Wang, tiene sólo 22 años y muchos lo señalan como el nuevo Steve Jobs.

Imagen: Alexandrwang.com
  • Scale AI es una compañía que ya vale más de US$ 1.000 millones.

  • Recibió fondos de Waymo y Uber, entre otros clientes que apuestan a sus desarrollos en Inteligencia Artificial.

  • El cofundador y director ejecutivo es Alexandr Wang, un joven prodigio de Silicon Valley.

Para que los desarrollos de Inteligencia Artificial relacionados con las imágenes tengan éxito, necesitan de un sistema de captación de datos superpodoroso. Los “ojos” de las nuevas máquinas deben ser precisos y rápidos, detalles no menores y que implican miles de horas de estudios, miles de dólares de inversión y miles de personas trabajando.

Detrás de cada automóvil autónomo o de las tienda sin humanos de Amazon hay computadoras que fueron entrenadas para “ver” y “analizar” por ojos humanos. Juntos, software y personas, observan todo y aprenden a saber si están al frente de un vehículo o de una flor, por ejemplo.

Todas esas observaciones se retroalimentan en un software de Inteligencia Artificial que luego aprende a hacer lo mismo de forma repetitiva, con el tiempo. Es un trabajo pesado detrás de la magia de estos desarrollos, analizan en Bloomberg.

Mucho de este trabajo lo está desarrollando una startup de apenas tres años de vida llamada Scale AI Inc, que está tratando de mejorar este proceso y para lo cual creó un conjunto de herramientas de software que hacen un primer paso de “marcación de imágenes”.

Luego, una red de cerca de 30.000 personas contratadas realizan los ajustes finales.

Scale tiene clientes grandes, en especial del mercado de los autos sin conductor, como Waymo de Alphabet, Cruise de General Motors y Uber Technologies.

Más allá de los vehículos, Scale quiere vender sus productos a cualquier compañía que desarrolle tecnología de inteligencia artificial.

La compañía ya vale US$ 1.000 millones y su cofundador y director ejecutivo –Alexandr Wang– es señalado como el nuevo Steve Jobs.

Wang tiene sólo 22 años y para los altos estándares de Silicon Valley es algo así como “un fenómeno”, dice Bloomberg.

Hijo de dos físicos, creció en Nuevo México. Durante su adolescencia se destacó en las competencias de codificación y recibió ofertas de trabajo de compañías tecnológicas cuando era estudiante de secundaria. Se graduó muy joven y comenzó a trabajar en Silicon Valley. A los 19 años fundó Scale.

100 empleados, 30.000 “tagueadores” en el mundo

Scale tiene alrededor de 100 empleados trabajando en su sede de San Francisco, además de un ejército de contratados dispersos por todo el mundo que hacen el “trabajo sucio” del etiquetado de imágenes.

Esas personas reciben instrucciones detalladas de Scale sobre lo que deben buscar.

La compañía también está desarrollando un software para identificar a los mejores “etiquetadores” del mundo.

Wang no dijo exactamente en qué países viven los contratados o cuánto ganan, pero asegura que la paga es “buena”. “No estamos tratando de optimizar el costo humano”, dijo. “Ganan alrededor del 60 o el 70% de los salarios del promedio de su región”.

Entre los clientes más nuevos de Scale está OpenAI, una compañía de investigación que utiliza el servicio para el procesamiento del lenguaje, y Standard Cognition, que creó un software para automatizar el proceso de pago en tiendas similares a Amazon Go.

Cómo trabajan

En este video, el modelo de Scale AI intenta etiquetar la escena por sí solo. El humano le dice a la herramienta qué marcaciones son incorrectas, y el modelo incorpora esa retroalimentación en el nuevo etiquetado.

Este video muestra a un “tagueador” poniendo las marcas en un automóvil y en un peatón. La herramienta de Scale AI luego llena el resto del espacio. La última parte del video muestra cómo la herramienta utiliza el aprendizaje automático para identificar otros objetos similares y ahorrar tiempo.