¿Qué necesitan los creativos para generar proyectos emprendedores?

En México, el 49 por ciento de la población cree que emprender es una buena actividad, según el Monitor Global de Emprendimiento 2015/16.

La creatividad puede ser una constante sólo para algunos; sin embargo, es una cualidad que debe trabajarse y que no siempre aparece cuando más se necesita. De allí que, para esos momentos en los que se más falta hace.

Por otro lado, emprender es una actividad que ha tenido un repunte sustancial en los últimos años.

En México, el 49 por ciento de la población cree que emprender es una buena actividad, y el 79 por ciento que lo considera así, ha pensado en hacerlo por las oportunidades económicas y personales que implica, esto según el reporte anual Monitor Global de Emprendimiento 2015/16.

Aunque emprender no es simplemente creer que se puede iniciar un negocio o empresa desde cero. Para llevarlo a cabo, se requieren varias características y habilidades que permitan, desde el comienzo, un crecimiento y éxito continuo.

Pasión

Es importante que antes de emprender conozcas totalmente lo que te impulsa, que descubras cuál es tu mayor pasión o lo que más disfrutas hacer.

Creatividad

Cuando hayas encontrado la actividad en la que te gustaría emprender, deberás enfocarte en cómo hacerlo pero desde una manera creativa e innovadora, si bien puedes ofrecer el mismo producto o servicio que otros competidores, puedes pensar en un ángulo diferente que dé un valor extra a tu idea, sólo asegúrate que sea atractivo para tu público objetivo.

Liderazgo

Ser líder no es únicamente proponer ideas o simplemente guiar a un equipo; también es cuidarlo, reconocer tanto las aptitudes como los defectos de cada persona, y con base en ello, definir las actividades que habrán de realizar para que juntos logren el crecimiento del negocio. Sé un líder, cuida y valora a cada persona que pertenezca a tu equipo.

Seguridad

Cree en tus ideas, pero sobre todo, conoce el potencial que tiene tu equipo, así como estar decidido en tus acciones para defenderlas y no tener duda alguna del porqué hiciste algo como creíste era mejor.

Persistencia

Si la idea que tuviste no funcionó, eso no significa que no puedas intentarlo cuantas veces sean necesarias para cambiar, mejorar e impulsar ese sueño que siempre tuviste hasta verlo hecho realidad

Aproximadamente el 34 por ciento de la población mexicana que ha considerado emprender le teme al fracaso, aunque no siempre se obtienen los resultados esperados y en ocasiones no salen las cosas como queremos, siempre se puede aprender de los errores e intentar de nuevo.

De hecho nunca es tarde para lograrlo, la edad más alta de emprendimiento es entre 55 y 64 años, según el estudio de la organización Kauffman “La Anatomía del Emprendedor” del 2014.

Emprender no es una tarea sencilla, pero el trabajo inicia con uno mismo, del conocimiento de lo que quieres obtener, la perseverancia para obtenerlo y la tranquilidad para lograr el objetivo que te has trazado.