Una tendencia en ascenso es el growth hacking, el cual combina el marketing con la ingeniería.

Según como lo veas lo puedes ver como un perfil de marketing con conocimientos técnicos o como un programador con talento creativo. Se define como una combinación de analítica, creatividad y curiosidad para hacer crecer el número de usuarios de una start-up.

El fundador o varios miembros reúnen estas habilidades para llevar su empresa al próximo nivel. Últimamente se encuentran muchas ofertas de trabajo en Estados Unidos que buscan este tipo de perfil.

Las características que debe cumplir quien quiera desarrollarse en esa área son:

1. Perfil analítico: le gustan las cifras. Analiza todo hasta el más mínimo detalle. Para todo tiene sus métricas y las que le falten se las inventa. Es consciente que pueden existir relaciones inesperadas y que haya cosas que funcionen o fallen por factores que no se explican a primera vista.

2. Es muy creativo: si no tienes dinero para hacer marketing tienes que buscar opciones por debajo de las piedras si hace falta. No siempre se requiere mucho presupuesto para hacer cosas grandes pero si no eres creativo será poco probable que des con la buena tecla. A veces hay que inventarse una marmota boxeadora y arriesgar para despegar.

3. Curiosidad: este punto me lo aplico en especial. Analiza el contexto del día para averiguar otras razones. Me mata no saber porque las cosas ocurren.

Para saber más de Growth Hacking con Carlos Torres, te invitamos a asistir al Community Manager Summit este 20 y 21 de febrero en la Ciudad de México.