El anuncio de Pepsi fue replicado por un hombre frente a una autoridad real y no terminó bien

La historia de la nueva campaña de Pepsi, muestra a Kendall Jenner (protagonista de la campaña) en una sesión fotográfica, cuando de repente llama su atención una protesta a la que se une al entregar una Pepsi de lata a policías que se encuentra en ella, haciendo que el hecho sea festejado por los protestantes.

Sin embargo, la respuesta fue negativa en redes sociales, al punto de que la compañía tuvo que retirar el anuncio. Sin embargo, “Carlos Enrique”, como se hizo llamar un joven en Portland, Oregón, mostró más allá de malas opiniones, lo que un spot publicitario puede inspirar.

Y es que el personaje se dijo ex periodista del Boston Herald, por lo que apareció en la conferencia matutina del ayuntamiento y luego de cuestionar al alcalde Ted Wheeler, se le acercó y sacó de su bolsillo una Pepsi, probablemente para observar si funcionaba tal como en el comercial.

Sin embargo, la autoridad dijo que “no es un buen movimiento, no es una decisión inteligente. No vuelvas a hacer eso”. Esto derivó en un momento de tensión, tal como se puede ver desde el minuto 2:52 en el siguiente enlace:

Así, la historia de la campaña muestra a Kendall Jenner con una Pepsi “milagrosa”, inspiraría a este movimiento que pudo terminar en una situación más complicada.