El marketing vs la obesidad y el sedentarismo

[g1_row]

[g1_1of1]

Abordar los temas de sedentarismo y obesidad ha sido un debate serio. Desde la perspectiva de la mercadotecnia y la publicidad, son varios los esfuerzos que han concentrado la industria alimenticia en torno a dichos padecimientos, la mayoría de éstos para aportar soluciones y de alguna forma, comprometerse con el problema.

Lo anterior se ve reflejado en las preocupaciones del consumidor, el cual transfiere a su vez sus inquietudes y necesidades a las empresas. Las grandes marcas responden desde diferentes flancos, en ocasiones, ofrecen porciones más pequeñas de sus productos o promueven campañas de publicidad e iniciativas sobre dietas saludables; también implementan acciones relacionadas a la actividad física, modifican alimentos y reducen azúcar, sal o grasa, por mencionar algunas.

“De todas las crisis de salud, encuentro en la obesidad el más perplejo y psicológicamente el más interesante y agraviante” indicó Daniel Callahan, investigador del instituto de bioética The Hastings Center de Nueva York, en uno de sus artículos para la revista Psychology Today.

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Panorama del sobrepeso y la obesidad en el mundo

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of2]

La OMS define al sobrepeso y la obesidad como una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud. Su causa fundamental es el desequilibrio energético entre calorías consumidas y
gastadas, debido a dos principales razones: aumento en la ingesta de alimentos altos en calorías y descenso en la actividad física.

Hoy, en el mundo existen 2,100 millones de personas que sufren sobrepeso, y de ellas, casi 700 millones son obesas, según un análisis realizado en 188 países por The Lancet.

Frenar estos padecimientos ha sido una constante en la mayoría de los países. Francia, Japón, Finlandia y México son sólo algunos ejemplos de naciones en las que se han implementado políticas anti-obesidad.

[/g1_1of2]

[g1_1of2]

header_gif

[/g1_1of2]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

[g1_quote author_description_format=”%link%” source_name=”Jim Rohn, empresario estadounidense ” align=”none” size=”l” style=”simple” template=”03″]

Cuida tu cuerpo es el único lugar que tienes para vivir

[/g1_quote]

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Diferencias entre sobrepeso y obesidad

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

En un nivel básico, una persona obesa tiene sobrepeso, pero una persona con sobrepeso no necesariamente es obesa, aunque ambos conceptos comparten la misma naturaleza de acumulación de grasa.

El índice de masa corporal (IMC) es el indicador de la relación entre peso y talla que se utiliza para identificar estos padecimientos. En adultos se calcula dividiendo el peso de una persona en kilos por el cuadrado de su talla en metros (kg/m2). En los niños se requiere tomar en cuenta la edad.

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

sobrepeso

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Problemas de salud derivados de la obesidad y sobrepeso

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of2]

frase2

[/g1_1of2]

[g1_1of2]

Con el crecimiento de ambos padecimientos en los últimos treinta años alrededor del mundo, estas enfermedades predominan en zonas urbanas y se han desencadenado gracias a los malos hábitos y a la vida sedentaria que tienen los habitantes de las grandes ciudades.

De acuerdo OMS, en 2014 más de 1,900 millones de adultos tenían sobrepeso, de los cuales, más de 600 millones eran obesos.

[/g1_1of2]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Pero, ¿qué es la obesidad? La obesidad es una enfermedad crónica en la cual se sufre un aumento del peso corporal asociado a un desequilibrio en los diferentes componentes del organismo, aumentando principalmente la masa corporal con anomalías en su distribución que ocurre cuando la ingestión de alimentos excede al gasto energético y en consecuencia, se almacena en forma de grasa en el organismo.

La principal consecuencia es el deterioro de la salud y la calidad de vida de la población, lo que conlleva a diversos padecimientos derivados de la obesidad como:

  • La diabetes: El organismo pierde la capacidad de producir suficiente insulina o de utilizarla con eficacia. En los últimos datos publicados por parte del INEGI, se señala que un 14% de los decesos en México se deben a la diabetes.
  • La osteoartritis: Una enfermedad degenerativa de las articulaciones. Es el padecimiento más incapacitante, según Manuel Robles San Román, vicepresidente de la Fundación Mexicana para Enfermos Reumáticos.
  • Enfermedades cardiovasculares: Grupo de desórdenes del corazón y de los vasos sanguíneos. Según el INEGI, en México mueren al año 121,427 personas a causa de estos males.

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Factores que inciden en la obesidad

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Se sabe que la obesidad es un padecimiento que se da cuando existe un desequilibrio energético entre las calorías que se consumen y las calorías que gasta el organismo, pero además de esto, existen diferentes factores que predisponen a una persona a que padezca obesidad y sobrepeso.

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

iconos_gif2

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

gif_azucar

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

¿Qué están haciendo las marcas al respecto?

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

ejercicioLejos quedaron los tiempos en los cuales las marcas podían mostrarse neutrales ante los acontecimientos sociales. Hoy en día no solamente es necesario, sino más bien obligatorio, que éstas se involucren de manera activa y positiva en el entorno si desean tener éxito.

Al respecto, un estudio realizado por Nielsen en 2014, reveló que 63 por ciento de los consumidores latinoamericanos están dispuestos a pagar más por productos y servicios de compañías comprometidas con generar un impacto social y ambiental positivo.

En el caso de la obesidad y el sobrepeso, la industria alimenticia ha llevado a cabo diferentes iniciativas tomando en consideración algunas de las recomendaciones de la OMS para contrarrestar este problema, incluso con el no sencillo objetivo de modificar hábitos en los consumidores en pro de su salud.

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

 

Tres esfuerzos de las marcas por modificar hábitos

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

grafica-esfuerzos

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_2of3]

El panorama de la obesidad y el sobrepeso en todo el mundo es grave y requiere de una solución creativa y colaborativa. Para lograr esto es necesario un esfuerzo por parte de todos los agentes involucrados haciendo énfasis en las consecuencias, pero también en las causas que originan estos padecimientos.

Un ejemplo en el cual, gobierno, sociedad e industria demostraron que pueden generar un cambio trabajando en conjunto lo representa el programa “Ponte al 100” que en 2015 realizó diagnósticos personalizados a más de 1.6 millones de mexicanos en escuelas, instituciones de gobierno y empresas. Casi 500 mil de los cuales se midieron dos veces, teniendo 22% resultados positivos en su salud.

[/g1_2of3]

[g1_1of3]

[g1_quote author_description_format=”%link%” source_name=”Alan Johnson, miembro del Parlamento Británico ” align=”none” size=”s” style=”solid” template=”01″]

Sólo tendremos éxito si reconocemos la existencia del problema y lo abordamos en todos los sectores y niveles de la sociedad

[/g1_quote]

[/g1_1of3]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

Para los gobiernos, la obesidad y el sobrepeso son un problema que requiere atención inmediata.

Para la industria, la posibilidad de innovar y ofrecerle opciones que vayan acorde con la tendencia de los consumidores a preferir productos cada vez más saludables y en porciones que se adecuan más con su estilo de vida.

Finalmente, para los consumidores, la posibilidad de volverse conscientes respecto a sus propios hábitos alimenticios en beneficio de su salud, desembocaría en una mejor calidad de vida. El marketing aún tiene mucho qué aportar para que así sea.

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

 

Datos de interés

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]

[g1_row]

[g1_1of1]

 

    • “Nuestros cuerpos están diseñados para gente que caminaba 30 km al día en busca de agua y comida”: Randolph Nesse, biólogo evolutivo de la Universidad de Michigan.

 

    • 7 de cada 10 adultos en méxico tienen sobrepeso: SSA.

 

    • 1900 millones de adultos mayores de 18 años con sobrepeso, de los cuales, más de 600 millones eran obesos, hasta 2014 en el mundo: OMS.

 

    • 120 mil millones de pesos gasta México en combatir la obesidad: UNAM y UAM.

 

[/g1_1of1]

[/g1_row]