x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Los mercadólogos tienen un problema de disciplina y hay un área crítica que ya lo resiente

Los mercadólogos no tienen tiempo para desarrollar actividades críticas en la estrategia de comunicación de las marcas.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
creatividad

Los insights que vamos a revisar de un estudio, advierten que los mecadólogos están descuidando un área crítica en la construcción de estrategias de comunicación, con las que deberían destacarse sus trabajos.

Comunicar de manera estratégica se ha vuelto relevante y no solo eso, se ha convertido en una pauta indispensable para lograr poder innovar en la relación de las marcas con consumidores.

Para lograr que la comunicación estratégica sea eficiente, esta tiene que partir sobre un mapa claro con la ruta a seguir para cumplir objetivos. Lo importante es que para poder cumplirlos se deben de experimentar con pautas que van más allá de lo ordinario. La creatividad es la que permite idear la forma en que una estrategia sea eficiente a partir de necesidades, objetivos y recursos, pero ha pesar de la oportunidad, esta disciplina no es prioridad para los mercadólogos.

Un área crítica resiente indisciplina de los mercadólogos

Las agendas en las agencias de mercadotecnia no están organizando adecuadamente y esto se ha comenzado a resentirse en la creatividad.

Como parte de un estudio de Workfront, la plataforma de software enfocada en el mercado laboral descubrió que de 900 mercadólogos entrevistados, el 70 por ciento de ellos dijo que de estar tan ocupados, en diversas actividades, no tienen tiempo para dedicar a la creatividad.

Dentro del estudio se encontró que solo el 19 por ciento de la jornada laboral que tienen estos profesionistas, está realmente enfocada en actividades de valor para su trabajo.

El estudio descubrió en qué se va la mayor parte del tiempo de los mercadólogos. El 19 por ciento se va en reuniones, un 11 por ciento a tareas administrativas. Los correos electrónicos absorben el 10 por ciento de su tiempo. Las actividades manuales y repetitivas se quedan con el 9 por ciento. Buscar datos les lleva el 9 por ciento de su tiempo. Interrupciones que no faltan se llevan el 9 por ciento y solicitudes se quedan con un 8 por ciento.

Dentro de este estudio se encontró que un 21 por ciento de los merca´dologos dijo que no contaba con los recursos adecuados para liberar la carga de trabajo con la que contaba, mientras que un 21 por ciento de ellos lamentó que no hubiera una coordinación estratégica entre los diversos departamentos del área en la que trabajaban y un 17 por ciento asegura que hay un grave problema de visibilidad de los proyectos en los que están trabajando.

En cuanto a las habilidades que los mercadólogos más valoran están la creatividad, que es importante para un 34 por ciento de ellos. La agilidad es relevante para un 31 por ciento y la rapidez es valiosa para un 31 por ciento.

Respecto a un 75 por ciento de los encuestados, estos dijeron que contar con un universo tan amplio de herramientas hacía difícil la labor en sus trabajos y un 48 por ciento dijo que les es suficiente trabajar con correos electrónicos, programas de mensajería y hojas de cálculo.

Gestión de talento

La gestión de talento hace del combate a la indisciplina un enemigo común en cientos de miles de profesionistas, que no solo ven afectada su actividad laboral, sino que los servicios y productos que producen no logran destacar y cumplir los objetivos que deben de cumplir.

Esto hace necesaria la revisión a la administración del tiempo que están llevando a cabo y cómo la apuesta en muchas empresas parece estar puesta en tecnologías que dan la apariencia de hacer una buena gestión de talento, pero lo que logran estos desarrollos solo es dar una imagen cuando descubrimos que para la mayoría de los mercadólogos, usar correo electrónico es suficiente.

Otros artículos exclusivos para suscriptores