La Unión Europea quiere prohibir la venta de productos desechables de plástico, como platos y popotes

Las grandes cantidades de plástico que hay en los océanos han encendido las alertas de las organizaciones ambientalistas y han surgido distintos esfuerzos para reducir este tipo de contaminación. Ahora, la Unión Europea quiere una prohibición total de productos de plástico de un solo uso.

De acuerdo con datos obtenidos de Statista, durante 2016 se produjeron 335 millones de toneladas de plástico en el mundo, de las cuales 60 se fabricaron en Europa.

El plástico se ha convertido en uno de los elementos más contaminantes, especialmente en los océanos. Según un estudio citado por el Washington Post, si no se realizan cambios, para 2050 habrá más plástico que peces en los mares del mundo.

El Foro Económico Mundial indica que aunque el plástico puede reciclarse, una gran cantidad de este sólo es utilizado una vez y mucho termina en el mar. Esto tiene un impacto tanto en peces, mamíferos y aves marinas.

El asunto ha generado alerta gracias a nuevos estudios y campañas de marketing social y parece que por fin se comenzará a hacer algo.

De acuerdo con un reporte de Bloomberg, la Comisión Europea presentó una propuesta para prohibir los productos de plástico que se utilizan una sola vez.

De aprobarse en el Parlamento Europeo y los países miembros de la Unión Europea, quedaría prohibida la venta de popotes, hisopos, platos y vasos desechables, plásticos para sostener globos y más.

La Comisión señala que con la prohibición se eliminaría la emisión de 3 millones 400 mil toneladas de CO2.

Mientras tanto, en México, el gobierno federal espera reducir el consumo de plástico a través de campañas de comunicación y no con nuevos reglamentos o prohibiciones. Semanas atrás, la Semarnat presentó “Sin popote está bien”.