¿Es la publicidad una estrategia clave en el movimiento transgénero?

La diversidad en publicidad está tomando en cuenta a personalidades que anteriormente no formaban parte de la oferta del perfil del consumidor planteado por las marcas, pero ahora, no solo existen campañas publicitarias protagonizadas por mujeres transgénero, sino que la publicidad se ha convertido en una estrategia de marketing social, para que esta comunidad exprese su papel y derechos a los que tiene derecho dentro de la sociedad.

Ejemplo de esto lo ofrece la campaña Restaurant, lanzada por el Movement Advancement Project, cuya historia muestra los derechos de una mujer transgénero a usar el baño de mujeres en un restaurante.

Esta no es la primera vez que el tema del uso del baño por parte de esta comunidad llama la atención, de hecho, en la ciudad de Nueva York se implementó anteriormente una campaña donde se promueve el respaldo legal con el que cuentan para poder acceder al baño de su preferencia.

JWT reportó en un estudio de 2014 que el 43 por ciento de estadounidenses encuestados aseguró que las marcas que mostraban a parejas del mismo sexo en sus anuncios buscaban ser controversiales.

Ante estas cifras es importante observar que el mercado está diversificando sus estrategias de marketing donde no solo la publicidad parece adaptarse a nuevos mercados de consumo, las marcas están comprendiendo la necesidad de adaptar la experiencia de sus productos a hechos reales donde la interacción con personas transgénero está cada vez más presente y con expectativas de continuar creciendo.