Infografía: Así ha rodado el balón de futbol a través del tiempo

Un balón en la actualidad tiene menor riesgo de sufrir deformaciones y, en caso de lluvias torrenciales, no podrá ser penetrado por el agua.

futbol
Foto: Bigstock

El futbol es uno de los deportes más populares del mundo, una pasión para muchas personas, pero también es un negocio mueve mucho dinero.

Un balón en la actualidad tiene menor riesgo de sufrir deformaciones y, en caso de lluvias torrenciales, no podrá ser penetrado por el agua.

Según la Federación Internacional de Futbol Asociación (FIFA), el balón no debe absorber más del 10 por ciento de su propio peso de agua. Los balones de última generación son totalmente impermeables.

La presión del aire en el balón debe ser perfecta, ya que el balón no puede nunca estar tan duro para colocar un potente y certero tiro.

Pero los amantes del futbol no pueden evaluar puramente por criterios técnicos. No hay nada mejor que la sensación de la pelota durante el juego. Por lo tanto, cada nuevo balón es sometido a numerosas pruebas.

La FIFA exige pruebas de tiro en el que la bola se dispara 2 mil veces contra una placa de acero an 50 kilómetros por hora. Estos ensayos se realizan en laboratorios de Adidas gracias a la participación de futbolistas aficionados y robots.

El reglamento señala que debe pesar entre los 410 y 450 gramos, y cuando se le adhiera barro puede llegar a pesar más de medio kilogramo. Además de poseer una esfera que se hincha reglamentariamente a una presión de 0.6 a 1.1 bares.

Está listo para salir a la venta cuando, después de haber sido lanzado miles de veces por una máquina que los dispara a 50 kilómetros por hora contra una pared (correspondiente a lo que sufre el balón en una temporada de juego), sigue manteniendo los parámetros reglamentarios.

futbol
Foto: Especial