Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Inflación: estrategias de las grandes marcas para contener a los consumidores 

Grandes fabricantes afinan sus estrategias de marketing y de precios para hacer frente a los problemas de liquidez de los compradores.
  • La inflación en los distintos países avanza entre el 8% y el 12% interanual.
  • En Gran Bretaña, un informe de este lunes dice que en el segundo semestre podría llegar al 15%.
  • La inflación impacta en los consumidores y también en las empresas, cuyos departamentos de marketing afinan estrategias para no resignar ventas.

 

Los fuertes aumentos de precios de los últimos meses en todo el mundo afectan el normal funcionamiento de las compañías que producen bienes de consumo masivo.

Es que con la inflación en valores que no se registraban desde hace más de dos décadas, las grandes marcas han tenido que desempolvar viejas estrategias de marketing y precios.

Una táctica es la reduflación, el proceso en que los productos se reducen en tamaño o cantidad, mientras que sus precios siguen siendo los mismos​.

De esta forma, las marcas evitan remarcar y, al mismo tiempo, hacer frente a los aumentos de costos.

El perjudicado es el consumidor, que recibe menos producto que antes.

Estrategias de marketing de las marcas para luchas con la inflación

Otra de las estrategias de las grandes compañías es ofrecer descuentos y promociones en productos que incluyen desde refrescos y toallas de papel para mantener a los compradores en las tiendas de alta gama, según información de de la compañía de investigación IRI, en un informe preparado para Reuters.

Estas promociones buscan contener a los compradores de mayor poder adquisitivo, que hasta ahora habían mantenido un buen nivel de consumo en Estados Unidos, pero que lo han empezado a bajar mientras los precios suben y los ingresos no avanzan en la misma línea.

Otra de las tácticas de mercadotecnia es ofrecer un precio en determinados días del mes y otros valores, con descuentos, en otros periodos.

Por ejemplo, Colgate-Palmolive está analizando ofrecer en algunos productos un precio al comienzo de las quincenas 1 y 3 de cada mes, cuando los consumidores cobran sus sueldos, y otro en las quincenas 2 y 4, cuando los bolsillos flaquean.

La clave es poder alinear exactamente las fechas de cobro de la mayoría de sus clientes habituales, algo complicado, por cierto.

En esta estrategia de las marcas para luchas con la inflación, Colgate daría prioridad a los productos premium, con precios mayores  a comienzos de mes.

La idea de la marca es, a la vez, aumentar el precio de algunos, pero no de todos, sus productos más baratos para que un conjunto permanezca al alcance de los consumidores con menores ingresos. Esto le permitirá evitar que esos compradores busquen opciones más económicas en otras marcas o retailers.

Esto responde al crecimiento de la venta de segundas marcas y marcas “blancas”, más baratas de las que fabrican las grandes firmas.

Según datos de Placer.ai, los retailers mayoristas y los basados en estrategias de precios bajos han visto aumentar el tráfico de personas en poco más del 15 por ciento.

Ahora lee:

Inflación en México: comparan carritos del súper con precios del 2019 y 2020

Inflación en México supera el 8%, el nivel más alto desde 2000

Empresas mexicanas siguen expandiéndose a pesar de las preocupaciones económicas

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados