• Se estima que el 90 por ciento de los usuarios móviles están suscritos a al menos un servicio de cupones o descuentos

  • En promedio, los clientes que tienen un cupón gastan 46 por ciento más en un negocio que una persona regular

  • Los millennials son la población más sensible a una promoción, pues casi una tercera parte de ese sector las busca activamente

Una de las grandes certezas en la industria de marketing es que el marketing de promoción tiende a ser muy efectivo para crecer y consolidar a la marca. Como muestra Burger King, estos incentivos se pueden emplear para motivar a la gente a tener un mejor comportamiento. También, en el caso de Bose, ayuda a que la marca y su audiencia interactúen de una forma distinta y dinámica. Y, por supuesto, permite incrementar el consumo de varios servicios.

Por supuesto, cada promoción tiene sus ventajas. En datos del Departamento de Investigación de Merca 2.0, en México recursos como el Descuento directo, 2×1 y Meses sin intereses van a generar mayor fidelidad de marca. Según Virtual Incentives, los cupones por email son muy buenas para fomentar compras a corto plazo. Y Talon apunta que las opciones personalizadas tienen una tasa de conversión superior. Para la pandemia también hay una excelente opción.

La promoción más efectiva para la pandemia

A raíz de la COVID-19, los negocios se enfrentan a varios problemas económicos. Pero tal vez el más importante es la falta de clientes. Grandes marcas de retail se declararon en bancarrota solo porque no tenían suficiente tráfico físico. Claro, ciertos negocios han podido transitar con gran éxito a formatos como el ecommerce. Pero categorías como Espectáculos y Tiempo Libre no fueron tan afortunadas. Para éstos y más casos, una promoción particular las puede salvar.

Jorge Otero, director general de Präna, dijo en entrevista con Merca 2.0 que los certificados digitales podrían ser la promoción que ayude a las marcas de México a superar la pandemia:

Los comercios buscan formas de mantener sus ingresos. Sabemos que las ganancias de los pequeños negocios disminuyeron entre 70 y 90 por ciento. La venta de certificados a precios preferenciales para usuarios finales ayuda a las marcas a obtener efectivo de forma inmediata.


Notas relacionadas


Un sistema del pasado que es útil ahora

Esta idea de los certificados digitales no surge ni en México ni a raíz de la pandemia. Chron dice que el simple hecho de reducir los precios del catálogo ayuda a movilizar productos y tener un mejor flujo de ingresos. Por su lado, Fis Global apunta que una promoción similar, las tarjetas de regalo, ayudan a darle difusión a la marca. Y como apunta Pebble Design, como tienen una expiración, fomentan el consumo. Así pues, es un método bastante bien probado.

Para la pandemia no debería ser diferente. Este tipo de promoción ya se lleva empleando desde hace varios años en México, como comprueba el mismo Otero:

En Präna llevamos más de 9 años creando programas de gratitud que generen valor agregado a los clientes finales. Este mismo modelo de promoción lo llevamos trabajando más de 3 años con otras cadenas y sabemos que puede ser un canal muy interesante que genere valor para negocios y usuarios.

Promoción con larga vida

Tal vez una de las preocupaciones más comunes de las empresas una vez que pase la crisis, es establecer modelos de marketing y monetización que no tengan un largo alcance. Pero el uso de los certificados a precios preferenciales debería poder extenderse mucho más allá de la pandemia. Y es que, tal vez al contrario de sistemas como el ecommerce, no perderán su gran popularidad cuando se reanude el tráfico físico normal. Así lo cree el director general de Präna:

Sabemos que se trata de un canal muy interesante que genera valor tanto para el negocio como para sus clientes. Una vez que se levante esta contingencia sanitaria, todos los negocios podrán seguir utilizando este esquema de promoción para seguir incentivando el consumo.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299