CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Gestión de talento en manufacturas: una oportunidad para los migrantes haitianos

La gestión del talento será indispensable para la inserción de los migrantes haitianos en el sector manufacturero

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
  • Recientemente miles de haitianos han fracasado en cruzar la frontera en busca el sueño norteamericano
  • La industria manufacturera aparece como una opción para los estancados en el país
  • Y de una buena gestión de talento dependerá la inclusión de los migrantes en el mercado laboral

 

En las últimas semanas y también meses y años–, miles de haitianos han intentado llegar a Estados Unidos por el paso fronterizo con México en busca de cambiar su calidad de vida; sin embargo, el gobierno de Joe Biden por medio del Departamento de Seguridad Nacional, está apelando a la Ley de Salud Pública para detener con rapidez la migración. Asimismo, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador se ha preparado para asumir la crisis migratoria. Las probabilidades de que los haitianos encuentren asilo en el país vecino han sido muy bajas, pues han sido desalojados del campamento que se encuentra bajo un puente que une a Texas y el Estado de Coahuila. En ese contexto, es probable que muchos haitianos busquen en México una oportunidad para laborar y comenzar de nuevo sus vidas. Recientemente, el Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index) habló sobre la opción de contratar a migrantes para ocupar plazas de la industria manufacturera, la cual ha sido una oportunidad para todos aquellos migrantes que no han logrado cruzar la frontera. En ese sentido, la buena gestión del talento de las manufacturas puede ser una gran oportunidad para la inclusión de los haitianos en el entorno laboral mexicano.

Es cierto, la incorporación de migrantes al mundo laboral mexicano no es una novedad. Los haitianos llevan años intentando cruzar nuestro país como una ruta para llegar a Estados Unidos, pero en su “fracaso” terminan trabajando en maquiladoras y otros negocios mexicanos.

 

Desplazamiento de los haitianos

Este flujo importante de migración de los haitianos no es reciente, la Tesis “Inserción y trayectoria laboral de los migrantes haitianos en Tijuana” de Markenta Destin presentada en Tijuana 2020, señala que el origen del desplazamiento de miles de haitianos se debe, entre muchas cosas, a los desastres naturales –sismo 2010, huracanes, terremoto del 14 agosto 2021–, la inestabilidad en el mercado de trabajo y al ambiente socioeconómico complicado, lo cual ha provocado una grave crisis, escalando al debilitamiento de una población que de por si, ya era vulnerable.

Los movimientos migratorios no solo se dirigieron hacia República Dominicana, Estados Unidos o Canadá, sino también a Venezuela, Chile y Ecuador, quienes comenzaron a regularizar a los haitianos que se encontraban en sus territorios, facilitando la reunificación de la población haitiana.

Destin asegura que en 2016, fue cuando México y Estados Unidos comenzaron a registrar un flujo importante de migrantes haitianos, cuyo objetivo era pedir asilo en los cruces fronterizos de ambos países. Como respuesta, el país vecino decidió normalizar las deportaciones de los haitianos y generó que muchos se establecieran en México. Desde esos tiempos, según el Instituto Nacional de la Migración (INM), 3,400 extranjeros originarios de Haití se quedaron en Baja California. De ese total, el 75.0 por ciento se estableció en Tijuana. Para 2019, ya estaba una comunidad haitiana establecida en Tijuana.

 

¿Qué ha pasado en las últimas semanas con los migrantes haitianos?

Los migrantes haitianos, se quedaron retenidos por las autoridades estadounidenses en un campamento improvisado bajo el puente internacional que une al Del Río (Texas) con Ciudad Acuña, en Coahuila. Ello, ante las imposibilidades de poder cruzar. Según el Secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Alejandro Mayorkas, el país ya permitió el ingreso de cerca de 12,400 migrantes que se encuentran en espera de la resolución de un  juez de migración para poder permanecer en el país de forma regular. También, 5,000 migrantes se encuentran a la espera de saber si serán expulsados o se les permitirá un reclamo de residencia legal en el Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos.

En cuanto a los migrantes restantes o mucha parte de ellos (8,000 migrantes) decidieron regresar a México y cientos de ellos asistieron a la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) –quien ha registrado cifras históricas de solicitudes de refugio–, en la Ciudad de México, para regularizarse y buscar asilo humanitario con el fin de quedarse legalmente en el país.

Cabe mencionar que el pasado 21 de septiembre, el Instituto Nacional de Migración (INM) se dedicó a hacer deportaciones de migrantes de México a Haiti y claro, también el gobierno de Estados Unidos ha tomado medidas para deportar masivamente a los migrantes de Haití.

 

Gestión del talento en la manufactura: una oportunidad para los haitianos

El Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index), aseguró el pasado 23 de septiembre que tiene la capacidad de darle empleo a los haitianos que se encuentran varados en la frontera, pues la industria genera 190 mil empleos al año y existe un deficit de entre  50,000 plazas y 80,000 plazas, las cuales pueden ser ocupadas por los migrantes que quieran ocuparse; sin embargo, necesitan estar regularizados legalmente y tener la Clave Única de Registro de Población (CURP) para estar en nomina.

En el país hay una gran apertura con la industria manufacturera, y con la autorización de las autoridades migratorias existe la posibilidad de que muchos haitianos sean contratados. Datos de Statista informan que dicha industria es una actividad secundaria de suma importancia para el crecimiento económico y el desarrollo de un país. En México, representa alrededor del 17 por ciento del producto interno bruto (PIB). Y en 2020, el sector atrajo una inversión extranjera de casi 12,000 millones de dólares estadounidenses y empleo a más de nueve millones de trabajadores.

La firma KMPG asegura que la gestión de talento es uno de los pilares que impulsan a la competitividad de las organizaciones y hacen que las compañías crezcan de manera exitosa. En caso de que el gobierno regularice a los haitianos y estos consigan los empleos, la propuesta de las manufacturas debe de aportar un valor agregado que les permita tener un equilibrio entre el ámbito personal, social y laboral, es decir, “una salario emocional”. Esto, es una de las cuestiones más importantes para los migrantes, quienes se encuentran en busca de la identidad en un país que no es el de su origen.

En México, las Normas Oficiales Mexicanas que emite la Secretaria del Trabajo y Previsión Social determinan las condiciones en materia de seguridad, salud y medio ambiente de trabajo. Con aplicación en todos los centros de trabajo del territorio nacional, la NOM-03 tiene como objetivo establecer los elementos para identificar, analizar y prevenir los factores de riesgo psicosocial, así como para promover un entorno organizacional favorable en los centros de trabajo.

Es importante que las manufacturas se apeguen a esta norma y cuiden las condiciones adecuadas para el desarrollo de sus trabajadores, pues según un estudio de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el 85 por ciento de las organizaciones mexicanas no tienen las condiciones adecuadas para fomentar que sus colaboradores tengan un balance entre la vida personal y trabajo, lo cual propicia trastornos físicos y psicológicos.

La mala gestión del talento podría desembocar problemas emocionales, de salud y poco involucramiento de los colaboradores en las organizaciones, esto, en la industria manufacturera y en todos los centros de trabajo genera baja productividad y deterioro del ambiente laboral,  impactando en la reputación de las organizaciones. De acuerdo con la Organización Internacional de Trabajo (OIT), el 4 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) global se pierde a causa de estrés, depresión y ansiedad laboral.

Los haitianos por su condición de migrantes son más propensos a sufrir este tipo de condiciones, por ello es necesario que se respete la NOM-035 en las manufacturas. De no hacerlo, se enfrentaran a una serie de multas. Entre las conductas indebidas se encuentran: condiciones de trabajo peligrosas e inseguras, cargas excesivas de trabajo, jordanas y rotación de turnos que exceden lo establecido en la Ley Federal del Trabajo, y casos de violencia laboral, donde no hay un adecuado equilibrio entre el trabajo y la vida personal.

A forma de conclusión general sobre la situación que viven los haitianos, la política implementada de Estados Unidos y México de deportar automáticamente a una gran parte de la población migrante indocumentada haitiana, sin darles la oportunidad de solicitar asilo y teniendo conocimiento de la situación de crisis de Haití, representa una incomprensión nula desde la perspectiva humanitaria.

En México, los migrantes no deportados siguen esperando sus trámites migratorios solicitados en la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) para quedarse un momento más en el país. Mientras tanto, el Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index) abre la oportunidad de que los haitianos se inserten en el mercado laboral en México. Ello, representa la unión entre el sector público y privado de darle una solución a la crisis humanitaria que viven los migrantes estancados en el país y; la relevancia de ocupar el deficit de plazas para que el sector que genera el 17 por ciento de PIB en el país, siga creciendo.

Las industria manufacturera en la frontera del país ha ganado gran peso debido a la diversidad poblacional que se encuentra en esa región. Con la propuesta de Index, la gestión de talento toma gran importancia, pues las manufactureras deben de cuidar a sus colaboradores migrantes apegándose a la NOM-035, pues deberán de garantizarles un entorno saludable, sin estrés y sin violencia.

Para cambiar el entorno de hostilidad y brindar una oportunidad real a los migrantes, una buena gestión de talento apegada a la Ley permitirá que los haitianos tengan un salario emocional, que a su vez brindará adaptación al empleo, a la cultura y amortiguará la crisis de identidad ocasionada por la migración y como consecuencia directa en la industria se tendrán buenos resultados en el sector. En ese sentido, la gestión del talento será indispensable para la inserción de los haitianos en el mercado laboral.

 

Ver más:

 

Otros artículos exclusivos para suscriptores