CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Empresario vs emprendedor: 6 diferencias entre ambos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Empresario y emprendedor son dos conceptos que no deben confundirse, ya que ambos tienen funciones importantes en las industrias, pero diferentes.

Empresario y emprendedor son dos conceptos que no deben confundirse, ya que ambos tienen funciones importantes en las industrias, pero diferentes.

Si bien, ambos se desempeñan en un papel protagónico dentro de las compañías, sus papeles son diferentes en por lo menos 6 formas:

UNO. Para comenzar, el empresario se distingue porque calcula al máximo el grado de riesgo que una compañía puede llegar a asumir. En contraste, el emprendedor, si bien está consciente del riesgo, lo asume.

DOS. En cuanto al personal de la compañía, el primero es un empleador imparcial que se fija en la capacidad de los profesionales y su aporte a la firma. Mientras, el segundo contrata a personas con las que posiblemente ha desarrollado una afinidad personal y les invita a ayudarle a convertir su sueño en realidad.

TRES. El tiempo marca una diferencia definida entre ambos, ya que el primero lleva una agenda, destina horas de trabajo y cobra horas extra. El segundo, simplemente no tiene horario, pues no considera los días festivos, vacaciones o descansos, el proyecto es su vida.

CUATRO. El empresario ve en el mundo un escenario en el que su desarrollo como profesional le genera como recompensa su estilo de vida, forma de subsistir y dinero; y el emprendedor ve el mundo como un compromiso con la sociedad, a la que quiere aportar su proyecto.

CINCO. La competencia para el primero es un objetivo a desplazar e incluso aniquilar, pero que en otro momento puede resultar como una alianza. En tanto, el emprendedor es su propia competencia.

SEIS. Sin embargo, no se debe juzgar al empresario como egoísta, ya que para él el éxito es la estabilidad que puede ofrecer a la compañía y por ende a todos los empleados pertenecientes, y lógicamente a él mismo. Mientras que el emprendedor no sabe realmente qué será juzgado como éxito o fracaso en lo que a su compañía respecta, simplemente deja que el tempo juzgue si su idea logrará destacar y si no, sabe que puede comenzar de nuevo.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Artículos Premium

Artículos Premium

Más de Merca2.0

Artículos relacionados