x

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

El panorama del empleo tras la pandemia

La pandemia modificó la dinámica laboral ¿Cómo adaptarse a las nuevas tendencias?

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
empleo

Como era de esperarse, los cambios originados debido a la pandemia por Coronavirus no han pasado desapercibidos en los diversos ámbitos de nuestro actuar. La forma en la que nos relacionamos con el mundo, la vida y los otros, plantea un nuevo paradigma que ha logrado modificar también la dinámica profesional. Así empleados y empleadores se enfrentan a nuevos retos que abarcan desde puestos laborales de reciente creación hasta la desaparición -o disminución- de otros que históricamente se mantuvieron vigentes por largo tiempo.Para Adrián Pérez Cuadra, director de marketing de la Universidad Panamericana (UP) se trata de un “fenómeno global” que si bien puso en jaque industrias muy específicas como lo es la del entretenimiento donde hubo despidos masivos y una reestructura de planeación para entregar productos otrora de gran dinamismo y crecimiento como el cine, representó también un área de oportunidad importante para otros campos de especialización como lo es el marketing.

El objetivo para estos profesionales, apunta el especialista, “es volver a construir los funnels comerciales y entender los nuevos hábitos de compra y consumo en canales digitales y el e-commerce, que ha sido el bastión que se fortaleció a raíz de la pandemia”.

Misma visión que comparte Alejandra Martínez, responsable de Estudios del Mercado Laboral de CompuTrabajo México, quien detalla que mientras los empleos de contacto directo fueron los primeros en verse afectados con la llegada del Covid-19; como lo son los pertenecientes a la hotelería y el turismo; los que vieron mayor movilidad para su recuperación fueron los profesionales de atención al cliente, el personal sanitario, los desarrolladores de software y los choferes de reparto.

“La incertidumbre llevó a muchísimas empresas de diferentes segmentos a ser más cautelosos en términos de contrataciones, así como de crecimiento de equipos de trabajo”

Adrián Pérez Cuadra, director de Marketing de la UP

 

 

En el mismo orden de ideas es que se expresa Gustavo Barcía, CEO Fundador de Needed Education y presidente del Consejo de INROADS de México, quien comenta sobre los perfiles que actualmente buscan los empleadores y de cómo cambiaron en pro de la digitalización y hoy son los científicos de data, expertos en e-commerce, en marketing digital, y en la experiencia del usuario en digital e inteligencia artificial.

Lo anterior obedece a una tendencia que ya se vislumbraba al término de 2020, pues después de este primer año de confinamiento, las empresas están en busca de profesionales con habilidades relacionadas a la inteligencia emocional, capacidad de resiliencia y adaptabilidad al cambio, principalmente. Las compañías necesitan confiar en que sus trabajadores podrán sacar adelante el trabajo, aunque las circunstancias sean adversas o inverosímiles.

Para Sergio Porrogas, director de operaciones de OCC Mundial “La pandemia también ha moldeado un nuevo panorama productivo con el crecimiento del uso de la tecnología, que se ha vuelto fundamental para muchos negocios, lo que abre la puerta a nuevas oportunidades laborales y a la demanda de profesionales que aceleren la transformación digital de las empresas”.

Lo que también resulta evidente, coinciden los especialistas consultados, es que el perfil de quien ocupe los nuevos puestos de trabajo también debe ser actualizado para buscar a los candidatos más competitivos, porque ahora no sólo es necesario que tengan capacidades y habilidades digitales, ni tener sólo competencias técnicas y de especialización de la industria y del puesto laboral. De acuerdo con el último informe presentado en el Foro Económico Mundial de Davos (WEF) sobre el Futuro del Trabajo, una tercera parte del set de habilidades esenciales que se requerirán tiene que ver con habilidades sociales como la persuasión, la inteligencia emocional y la capacidad de enseñar a otros.

En este sentido el experto de OCC va más allá y detalla que “para que el reclutamiento, selección de personal y retención, el capital humano debe formarse y mantenerse actualizado en los tres tipos de habilidades y competencias esenciales: digitales, técnicas o de especialización y sociales.”

Hacia la nueva normalidad en los empleos

Si bien el panorama sigue siendo un poco incierto para los meses restantes de 2021, ya se pueden vislumbrar algunos avances en el mercado laboral: el aumento de la población ocupada, representa una mejora importante respecto a los meses más duros de confinamiento; “alrededor del 80 por ciento de las personas que dejaron de trabajar entre abril y diciembre de 2020, han vuelto a laborar”, detalla la analista de CompuTrabajo.

La pandemia nos ha dejado varios aprendizajes y ha roto paradigmas. Hoy vemos mayor confianza en las organizaciones para atraer talento en todo el continente, pero “México se sitúa a la cabeza por su gran capacidad industrial, su gestión de la vacunación y el impacto de la buena evolución económico-social de Estados Unidos”, comenta Marco Laveda, CEO Iberia y Latam en Robert Walters.

En lo que respecta al retorno las oficinas, pese a que las organizaciones en México prevén un regreso escalonado en el segundo semestre de 2021, 37 por ciento de las organizaciones consideran reducir los espacios, cuenta el vocero de OCC.

Es por ello que el trabajo remoto y la flexibilidad, no tendrán vuelta atrás. 88 por ciento de los empleados espera tener mayor flexibilidad este año y 73 por ciento de los negocios planean ofrecer mejores políticas de home office. Esto también ha permitido el eliminar barreras geográficas y tener la posibilidad de encontrar talento en cualquier parte del mundo.  

“El trabajo desde casa ha habilitado la capacidad de las empresas para contratar al mejor talento de cualquier parte del mundo”, afirmó Luis Fabián Ortíz Grageda, académico de la carrera de Mercadotecnia en la UP, lo cual implica que no todas las personas en una empresa estarán trabajando en el mismo horario. Herramientas que ayuden a la gestión de trabajo asincrónico habilitarán el trabajo no desde casa sino desde donde sea. Viene una ola de Nómadas Digitales.

A medida que la pandemia disminuya, habrá una aceleración de las fusiones y adquisiciones y la nacionalización de las empresas a nivel global. Igual a lo que pasa en cada crisis económica que se presenta. Las empresas por tanto se centrarán en expandir su diversificación geográfica e inversión en mercados secundarios para mitigar el impacto del Covid-19. Todos experimentan la realidad del panorama laboral. Como empleadores, ya sea de empresas grandes, medianas o chicas, la industria se ha tenido que adaptar o diseñar nuevas estrategias para cuidar a los colaboradores, al mismo tiempo de buscar la continuidad de la operación bajo un panorama complejo. Como individuos, se debe valorar y cuidar  más que nunca el empleo,  y ser sensibles y empíricos con quienes se encuentran a la espera de hacer con una nueva oportunidad laboral.

Debemos de reconocer que “algo positivo que ha traído la pandemia ha sido la transformación digital del mercado laboral, con sus retos y oportunidades, como lo es operar bajo el esquema de trabajo remoto, anteponer el enfoque de las empresas en lo humano, además de adaptar distintos procesos productivos a través del uso de la tecnología”, concluye Sergio Porragas.

Otros artículos exclusivos para suscriptores