El escándalo de la leche infantil infectada ha llegado a México

La crisis sanitaria que se vive en Francia derivado del brote de salmonela que ha infectado a decenas de bebés, por supuestamente ingerir leche materna de la firma Lactalis, se ha diversificado en al menos 83 países según diversos reportes de prensa.

Asimismo se dio a conocer que en estos sitios el producto retirará los lotes procedentes de la fábrica francesa investigada. Datos de Rabobank refirieron que durante 2015 la compañía generó 16.5 mil millones de euros derivado del consumo en la nación europea; en segunda posición se encontró Danone con 15.1 mil millones de euros.

El responsable del grupo lácteo, Emmanuel Besnier, declaró por primera ocasión a los medios tras casi dos décadas de no hacerlo para explicar su versión de este problema, que incluso provocó la intervención del Gobierno de Emmanuel Macron.

“Existen 83 países afectados, que están bajo el mismo procedimiento de retirada de productos. Tenemos un gabinete de crisis tanto para el extranjero como para Francia” indicó Besnier. No obstante, no se dieron detalles de los países involucrados. En el territorio galo, la crisis alimentario afectó a 35 menores de seis meses quienes contrajeron salmonelosis durante diciembre pasado, todos los menores evolucionaron favorablemente.

La leche materna en polvo de Lactalis, es una de las más consumidas en el mundo; este brote, de acuerdo con medios pudo haber afectado a otros menores fuera de Francia, según los reportes, un caso se dio en España, cuya causa probable de la gastroenteritis fue la ingestión de la mercancía, de igual forma se tiene reportado en Grecia un posible caso que aún falta por confirmar.

Por su parte, los clientes afectados refirieron que tienen cuestionamientos muy precisos para el líder de la firma, mismo que fue acusado de opacidad y mentir. “Si piensa que con dinero va a comprar nuestro silencio, se equivoca”. El supuesto foco de la bacteria está en la fábrica situada en la provincia de Craon, que actualmente se encuentra en paro técnico.

A pesar de que, según la marca, se corrigió el error de los lotes que no debieron salir al mercado, el impacto en la reputación e imagen de la firma ha sido impactada ya que se trata de un escándalo que ha llegado a proporciones internacionales, y que incluso derivó en la participación de las autoridades francesas.

En los próximos días seremos testigos de las acciones de la empresa por recuperar una reputación que le valió para ser uno de los productos infantiles más consumidos del planeta; es por ello que los esfuerzos estarán completamente dedicados a corregir este problema.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299