“Doctor sueño” y los efectos de “It”

Con más cinco décadas como escritor, aproximadamente 200 historias cortas y 61 novelas, Stephen King, el “Rey del Horror” se ha convertido en una de las figuras claves en la narrativa contemporánea y en una fuente obligada para películas y series de televisión. Tan sólo para la pantalla grande más de cuatro decenas han sido adaptadas, desde que en 1976 Brian de Palma filmara “Carrie”, hoy un clásico del cine de terror. En la década actual se ha dado un cuarto de dichos casos y en gran medida ello se debe al éxito de “It”.
En 2017 “It” sorprendió al convertirse en un éxito de taquilla y crítica. La película hizo, de acuerdo a Box Office Mojo, poco más de 700 millones de dólares en la taquilla global de un presupuesto de 35, convirtiéndose en la película más taquillera del género y la más taquillera con una clasificación para adultos. Además, apareció en varias listas como una de las mejores películas del año, obtuvo ocho reconocimientos internacionales y fue nominada a más de cuatro decenas de premios. En el meta sitio Rotten Tomatoes ostenta un porcentaje del 86% donde se menciona que está bien actuada, cuenta una historia emotiva y “amplifica el horror de la novela de Stephen King sin perder su corazón”. Tras “It” se han estrenado otras cuatro películas más basadas en obras de King, incluida su secuela, y siendo la más reciente “Doctor sueño”.
El impacto de la obra de King en la pantalla grande va más allá de la taquilla. Aparte de “Carrie”, “El resplandor” (1980), “Cuenta conmigo” (1986), “Misery” (1990), “Sueños de libertad” (1994) y “Milagros inesperados” (1999) se han hecho de un lugar en la historia del cine, sin mencionar a otros títulos como “Cementerio de mascotas” (1989) y “Niños diabólicos” (1984), entre otros, que se han convertido en títulos de culto. De entre ellos, “El resplandor” ocupa un lugar especial. Es obra de Stanley Kubrick, tiene un 85% en Rotten Tomatoes, ocupa el lugar 29 en la lista de 100 Thrills del American Film Institute, Jack Torrance el puesto 25 en la lista de villanos del mismo organizo y la frase “Here’s Johnny!” es la número 68 en la de la Citas, y ello sin contar las innumerables referencias que se han hecho a Jack Nicholson, quien interpreta a Jack Torrance, el protagonista, corriendo con un hacha; a su rostro asomando por una puerta rota por dicho instrumento, a las gemelas al final del pasillo, al río de sangre que emerge de los elevadores o a Danny, el hijo de Jonny, pedaleando su triciclo en un pasillo del hoy famoso Overlook Hotel. Hoy esa imagen está de regreso.
“Doctor sueño” se estrenó el viernes pasado ante buenos augurios que incluyen un 76% en Rotten Tomatoes y una predicción, para su primer fin de semana, de alrededor de 30 millones tan sólo en la taquilla de EE.UU. ante un presupuesto de 45. El resultado, sumando al éxito de “It: Capítulo 2”, estrenada hace un par de meses y ya colocada como el segundo filme de terror más taquillero y el segundo más taquillero para una adaptación de una obra de King, confirmarán a su obra como una fuente redituable para estudios y plataformas. Al aire está la serie “Castle Rock” y en preproducción ya se encuentran “Salem’s Lot”, “The Long Walk” y “From a Buick” para la pantalla grande, mientras que para televisión y plataformas ya se han anunciado “The Outsider” y “The Dark Tower” y se preparan “Lisey’s Story” y “The Stand”. Por si fuera poco, varias de sus obras, como la citada “The Dark Towers”, ya con una desafortunada adaptación al cine, cuentan con secuelas y todas forman parte de un mismo multiverso, precisamente uno de los modelos de negocios más perseguidos por los estudios en la actualidad gracias, principalmente, al éxito del Universo Cinematográfico de Marvel, sin mencionar el de Star Wars y Harry Potter.
Si bien la obra de King no es infalible, también es cierto que la voraz necesidad de contenido ha incrementado ante la presencia de las plataformas y de buscar modelos que hagan volver y volver a los espectadores, ya sea a la sala del cine, al mismo canal o a la misma plataforma. “Doctor sueño” puede ser, la obra que confirme a King como una de las voces constantes para los próximos años, quizás décadas, o si se prefiere, el inicio de un sueño donde el “ka” o la fuerza neutra presente en sus obras expanda su influencia a nuestro universo.

loading...