Corona, una marca ganadora en la saga de películas de Rápido y Furioso

La franquicia de “Rápido y Furioso” de Universal Studios ha mostrado, desde su primera película en 2001, el cambio en la perspectiva sobre la velocidad y el mundo de las carreras clandestinas, además de mostrarnos una variedad de marcas tanto de automóviles como de componentes para los mismos.

Pero una marca especialmente relacionada en la mayoría de las películas de Rápido y Furioso es la de la Cerveza Corona de Grupo Modelo (AB Inbev), un producto que aparece como un personaje (aunque no principal) muy vistoso en cada una de las entregas en las que ha aparecido.

Una investigación del sitio The Ringer mostró que detrás del fenómeno de Corona. El medio exploró la relación de la licencia de la película y la cerveza y descubrió que la participación de la marca en las películas no tuvo un acuerdo promocional, si no una relación natural que se dio entre la personalidad de un personaje y un producto.

“Yo estaba tratando de hacer la película en Los Ángeles, y Corona me parece una cerveza icónica cerveza en el sur de California”, dijo en una entrevista con The Ringer Rob Cohen, quien dirigió la primera película.

Para la primera película, no hubo un acuerdo formal de colocación del producto. Corona simplemente envió a la producción dotaciones de cerveza y dio permiso a los realizadores para utilizar el nombre en la película.

Eric Smallwood, socio gerente de Apex Marketing Group, estima que la colocación de la cerveza en las películas de “Rapido y Furioso” ha generado a Grupo Modelo más de 15 millones de dólares en publicidad gratuita.

Pero a pesar del éxito de las películas la relación con Corona se ha mantenido sin cambios y el mensaje que trae la película sobre este producto es que “Dominic Toretto y su familia beben Corona porque les gusta”.

La marca es consumida por más de 14 millones de estadounidenses y convertirse, en 2015, en la cuarta marca de cerveza con mayores ingreso en ese país con mil 500 millones de dólares, según cifras de Statista.

Por su parte, el octavo capítulo de la serie “Rápidos y furiosos” está por convertirse en el estreno más taquillero de todos los tiempos a nivel mundial por encima de “Star Wars: The Force Awakens” y “Jurassic World”.

Se estima que la película captó en todo el mundo la cantidad sin precedentes de 532 millones 500 mil dólares gracias a una fuerte recaudación en 63 países, entre ellos China, según proyecciones de Universal Pictures difundidas el domingo.

Si la cifra es definitiva, rebasará por poco a la anterior película de mayores ingresos a nivel internacional: “Star Wars: The Force Awakens”, que captó en su estreno global 529 millones de dólares en diciembre de 2015, sin incluir a China.

Antes de “Star Wars”, el estreno con la máxima captación taquillera global fue “Jurassic World” con 316 millones 700 mil dólares.