El mercado de medios impresos guarda un lugar especial para las revistas, un producto que a través de ilustraciones y contenido ha logrado construir una enorme trayectoria en la historia de esta industria.

El presidente y director ejecutivo de Condé Nast Internacional, Jonathan Newhouse, aseguró que el escenario económico en el que se encuentra la región donde estrenarán la edición, se comprueba por el interés de los consumidores por productos de moda, lujo y belleza, core business de los contenidos que elabora la revista.

De acuerdo con Karina Dobrotvorskaya, presidenta, directora editorial, así como desarrolladora de marca en Condé Nast Internacional, dos son los principales ingresos que tendrá la edición en ese país: publicidad impresa y eventos.

El event marketing se ha convertido en una fuerte tendencia dentro de medios impresos, de amplificar sus ingresos a través de la reputación que su marca supone para la realización de congresos o conferencias, explotando el interés que tienen las audiencias por la conversación y el conocimiento especializado que comparten las voces invitadas a este tipo de encuentros.

Resulta interesante ver cómo un grupo editorial del tamaño de Condé Nast sigue apostando por las revistas impresas en nuevos mercados, demostrando con ello la importancia que tienen los contenidos dirigidos a nichos, pues recordemos que Vogue es una revista especializada en moda, pues de esta forma logramos descubrir el valor que las marcas siguen encontrando en los contenidos y en un canal impreso con una trayectoria histórica.

A detalle.

MPA trascendió cifras que hablan sobre la inversión en publicidad que ha obtenido la revista Vogue. Durante 2006 esta fue de 380 millones 870 mil dólares. Para 2009 esta se contrajo hasta los 289 millones 140 mil dólares, mientras que para 2013 llegó hasta los 460 millones 330 mil dólares.

La inversión en publicidad dentro de revistas llegó a los 214 millones de dólares durante 2016, según estimados de Zenith.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía estimó que el número de copias de revistas impresas dentro de México durante 2015 llegó a los 131 millones 860 mil ejemplares.

Imagen destacada: flickr/Marina Burity