Comunidades de marca ¿en qué nos beneficia, cómo y cuándo ponerlas en marcha?

Las comunidades de marca sirven para evitar el desgaste de las empresas dentro de las redes sociales, están formados con cierto número de personas que se sienten comprometidos o vinculados con algún producto o servicio, al grado de hacer grupos en línea que tengan los mismos intereses posicionando artículo preferido como uno de los mejores en el mercado.

Estudios revelaron que el 49 por ciento de los consumidores asegura que el principal motivo para ser parte de una comunidad de marca es mostrar su apoyo y lealtad por una marca o algún producto en particular.

Hoy en día existen cientos de empresas que están apostando por hacer su propia comunidad de marca fuera del alcance de las redes sociales tradicionales con el fin de potencializar el interés de la audiencia sobre sus marcas, atrayendo a los consumidores con mayor entusiasmo y conectando con los potenciales clientes y ofrecerles lo que ellos esperan.

Este fenómeno es cada vez más recurrente y habitual, pues le da a las compañías un elevado y positivo impacto tanto en los ingresos como en el proceso de compra del cliente, tanto que han indicado que por cada dólar invertido en una comunidad de marca, las corporaciones reciben un retorno del 20 por ciento total.

Y ¿qué beneficios tiene esta estrategia? Poner en marcha un plan de este tipo, te da el poder de controlar lo que ocurre y lo que se hace dentro de tus redes sociales, lo que te hace casi inmune a la audiencia. Crear una comunidad de marca dentro de la propia marca te dará ciertas ventajas frente a la competencia y para saber que tipo de comportamiento tiene el target, aumentarás la retención y la satisfacción de cliente, podrás recoger ideas para tus nuevos productos y servicios; y sin duda, reducirás los costos.