Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

ARTÍCULO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Comunicar sin estereotipos, exigencia para agencias de publicidad

Las agencias de publicidad se encuentran modificando su cultura interna para brindarle a sus clientes una visión de inclusión; quieren eliminar los estereotipos sociales.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
  • La publicidad en medios tradicionales y en redes sociales tiene un gran impacto en la sociedad, ya que moldea la realidad.

  • A pesar de que el marketing influencer es una poderosa herramienta para llegar a audiencias especializadas, en muchas ocasiones, influye en la creación de estereotipos.

  • Por ello, agencias de publicidad se encuentran modificando su cultura interna para brindarle a sus clientes una visión de inclusión.

A lo largo del tiempo el marketing y la publicidad han estado marcadas por los estereotipos y ejecuciones equivocadas sobre género, edad o aspecto físico que solo incitan al consumo en una realidad “artificial” que llena a los consumidores, en muchas ocasiones, de prejuicios, faltas creencias y generan una sociedad basada en la discriminación. La comunicación sin estereotipos se ha convertido en una exigencia para las marcas y para sus partners, las agencias de publicidad.

“Un estereotipo es una imagen mental muy simplificada y generalizada basada en creencias compartidas y suelen exagerar un determinado rasgo que tiene el grupo en cuestión”, dice Amnistía Internacional.

La publicidad en medios de comunicación tradicionales aun basan las campañas en ideales que se podían alcanzar por medio del uso de productos o servicios. De acuerdo con el informe “Estereotipos de género en la publicidad” publicado por el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) identifica 17 estereotipos de género masculinos y femeninos; entre los femeninos se encuentran ama de casa, superwoman, dependencia, deseo y entre los masculinos están el profesional, torpeza, cabeza de familia, padre ideal, independencia, control y macho alfa.

El género es solo uno de los factores en el que la publicidad puede ingerir en la creación de estereotipos, es decir, “falsas creencias y suelen estar generadas por distorsiones cognitivas de la realidad que cumplen funciones de categorizaron, de simplificación de la realidad”, apunta Amnistía Internacional.

Con la llegada de la digitalización y la transición al internet, las marcas ya no solo hacen publicidad a través de su eje, sino que han transitado a las redes sociales y al marketing de influencers.

Según una encuesta realizada en 2022 por another, los usuarios identifican a un influencer como un líder, un guía o como un referente en quien confiar e inspirarse”, dijo Mayra Alcántara, Directora de Influencer Marketing en another y Hugo Juárez, Director de contenido en another.

Y es que con el apogeo de las redes sociales y la entrada del confinamiento por la Covid-19, las marcas buscaron la forma de llegar a los consumidores de manera no intrusiva y lo lograron con la participación estelar de los creadores de contenido para representar los valores e intereses de las marcas y llegar a públicos más especializados.

No obstante, un 93 por ciento de la Generación Z y de los Millenials en Latinoamérica siguen a algún influencer y es ahí donde las marcas tienen una oportunidad con las nuevas generaciones.

A decir de los líderes de another, “es un canal altamente confiable para las audiencias y un espacio para utilizar por las marcas y servicios”.

Los riesgos del influencer marketing y el impacto de las redes sociales en la promoción de estereotipos

Si bien es un canal no invasivo y efectivo por lo orgánico de las recomendaciones para generar awareness, engagement o incluso algún tipo de performance como descargas, compras o call to actions muy claros, también se vuelve un espacio peligroso para las nuevas audiencias que navegan en las redes sociales.

El mercado del influencer marketing va en crecimiento y algunos creadores de contenido muestran estilos de vida no posibles que bajan el autoestima de seguidores e impulsan la infelicidad en su vida cotidiana. Asimismo, el ideal de belleza se ve distorsionado con la adhesión de uñas postizas, limpiezas y blanqueamiento de dientes, procedimientos quirúrgicos ambulatorios para mejorar el equilibrio del rostro, entre un sinfín de consejos que estereotipan la realidad.

Un claro ejemplo de los riesgos de las redes sociales y el contenido que circula en ellos es la controversial noticia de que Instagram es una red nociva para los adolescentes, ya que daña la salud mental y su imagen corporal en un 17 por ciento.

El informe “Status of Mind” de la Royal Society for Public Health afirma que las redes sociales utilizadas por adolescentes de entre 14 y 24 años tienen efectos negativos en ellos y ocasionan ansiedad, depresión y frustración. Por la dispersión de estereotipos, el 32 por ciento de los adolescentes sienten problemas con su cuerpo.

Por ello, agencias como Ogilvy en Reino Unido decidió romper con el estereotipo de belleza y dejará de trabajar con influencers que impulsen una imagen física irreal. En su esfuerzo desplazará aquellos creadores de contenido que editen sus cuerpos o rostro en campañas de marcas.

“Estamos hablando de revertir 10 años de comportamiento en las redes sociales y eso no sucederá en dos meses. Sabemos que con lo que estamos implementando no veremos ningún beneficio inmediato durante los próximos cinco años. Es un proyecto demasiado grande y está bien”, dijo el Directivo de Ogilvy en Reino Unido.

En México, another México y otras agencias de publicidad están siguiendo iniciativas innovadoras en sus estrategias y buscan a influencers que representen sus valores. Por ello, el 61 por ciento de los especialistas de marketing reconoce que existe una gran dificultad para encontrar a los adecuados y que sean relevantes para una campaña, apunta información de Mediakix.

La búsqueda de influencers que sean “reales” y no distorsionen la realidad inicia de un cambio de mentalidad al interior de las agencias y de las marcas, “en nuestra cultura laboral y nuestro día a día, no nos conduciéramos con una conducta de cero estereotipos, sería imposible que como consultores de comunicación orientemos a nuestros clientes en un tema que siempre ha sido relevante, pero que últimamente ha adquirido una importancia fundamental para las marcas. Así, (…) vemos la diversidad como un ingrediente esencial para alcanzar nuestros objetivos como agencia y contribuir al éxito de nuestros clientes”, concluyeron Mayra Alcántara, Directora de Influencer Marketing en another y Hugo Juárez, Director de contenido en another.

 

Leer más: 

Otros artículos exclusivos para suscriptores