Arte y otros objetos de plásticos reciclados, ¿acción útil para las marcas?

  • Los daños al medio ambiente quedan demostrados con el sargazo  inundaciones, sequías, incendios forestales, ciclones y otras consecuencias negativas.

  • Las marcas se obligan a generar acciones efectivas tanto para comprometerse a no contaminar ni hacer un dispendio de recursos.

  • El arte y acciones de sustentabilidad van de la mano para impulsar la conciencia ya las acciones de las marcas.

La realidad que parece innegable con respecto al cambio climático ha comenzado a mostrar algunas consecuencias serias, como los bancos de sargazo que llegan a costas mexicanas y que son provocados por la muerte prematura de algas y otras especies vegetales marinas a causa del exceso de plásticos y miles de toneladas de basura en las aguas.

Si bien se dice que no existen mayores daños ni riesgos en los puntos a donde llega esta fibra compuesta por algas en descomposición, el sargazo sí genera afectaciones para los destinos turísticos en donde existe el contacto y en este ejemplo podemos hablar de una afectación directa a las marcas.

Desde luego, los daños al medio ambiente pueden ser mucho peores que la llegada de bancos de sargazo y así se ha demostrado con inundaciones, sequías, incendios forestales, ciclones y otras consecuencias negativas cuyas causas apuntan al exceso de contaminantes y el mal manejo que han tenido.

Ante ello, las marcas se obligan a generar acciones efectivas tanto para comprometerse a no contaminar ni hacer un dispendio de recursos no renovables para la fabricación de sus productos, como para generar acciones de comunicación, difusión y marketing para promover las acciones sustentables y -por qué no- a la propia marca que emite tales mensajes.

Un ejemplo de ello se ve en la reciente colección de arte auspiciada por Cerveza Corona y organizada por la agencia creativa Soko. El artista plástico brasileño Eduardo Srurr es el autor de estas piezas creativas generadas con papeles recuperados de las aguas de su país. Las piezas serán posteriormente serán subastadas  con el objeto de provocar conciencia.

La cerveza Corona, junto con Parley For The Oceans, desarrollan este proyecto para generar conciencia sobre la contaminación plástica marina: una galería al aire libre en el área de la Avenida Paulista con reproducciones de obras de arte de dominio público hechas por el artista y activista Eduardo Srur. Las piezas fueron luego puestas a disposición para subasta.

Con el lema “¿Qué legado vamos a dejar el planeta?”, La iniciativa recreó obras de arte de más de 100 años, como Monalisa y Scream, utilizando nada más que bolsas de plástico. De esta manera, el truco puede mostrar que la materia prima utilizada en las obras de arte permanece en la naturaleza tanto como las obras maestras en la historia del arte, y cómo este material afecta negativamente al medio ambiente.

En la concurrida Avenida Paulista, la gente puede encontrar las creaciones de Srur inspiradas en “La gran ola de Kanagawa” de Hokusai, “Monalisa” de Leonardo da Vinci, “Hervidor de frutas y frutas” de Paul Cezanne, “El grito” de Edvard Munch, “La noche estrellada” de Van Gogh y “Nenúfares” de Monet. Todo estaba destinado a crear conciencia e involucrar a la población de la ciudad más grande del país, así como a sus visitantes, en la lucha contra el uso incorrecto y la eliminación del plástico. Anualmente, más de ocho millones de toneladas de desechos plásticos se vierten en el mar y los ríos de todo el mundo, afectando a todo el ecosistema marino.

“São Paulo es la ciudad más poblada de Sudamérica y recibe miles de visitantes diariamente, y sabemos el potencial que esto representa para combatir los desechos plásticos. Y esta asociación con Eduardo Srur es el primer paso para que estas personas se involucren aún más con la causa, ya que las personas de São Paulo también juegan un papel clave como agentes de cambio para ayudar a proteger nuestro paraíso ”, dice Bruna Buás, Directora de Marketing de Corona.

Sobre Corona x Parley
El proyecto global Corona x Parley se lanzó en 2017 y ha promovido más de 500 operaciones de limpieza de playas, con 25,808 voluntarios en 15 países. En Brasil, se lleva a cabo desde febrero de 2019 y promoverá más de 20 limpiezas de playas y activaciones de sensibilización y participación en varios paraísos naturales en el país..

loading...