• La crisis de coronavirus ha afectado a la industria turística con gran impacto en mercados como el hotelero.

  • Un elemento que no podemos perder de vista durante esta contingencia es el que tiene que ver con el tipo de actividades que regresarán en materia turística.

  • Las actividades turísticas se regularán con el famoso semáforo por regiones.

México es un país que depende ampliamente del turismo, por lo que la llegada de la pandemia de COVID-19 alteró por completo todas las industrias donde los merados hoteleros y de destinos no estuvieron al margen de los estragos provocados por esta pandemia.

Es por ello que resulta importante tomar en cuenta la serie de recomendaciones que ayudarán a dimensionar el impacto que ha tenido este fenómeno viral y que se ha convertido en una de las crisis más grandes que han impactado en el mercado.

Ante este fenómeno, un elemento que no podemos perder de vista es el que nos advierte lo relevante que es el establecimiento de estrategias hoy en día, para poder enfrentarnos económicamente a esta pandemia.

Vuelven los fines de semana largos

El secretario de Turismo, Miguel Torruco, ha dado a conocer esta tarde que los fines de semana largo vuelven para reactivar esta industria y como estrategia de recuperación económica, ante los estragos que ha dejado el coronavirus en su paso por México.

Cabe recordar que los fines de semana largo se habían suspendido, por la actual administración federal.

La medida ocurre en un momento en que se están dando a conocer una serie de medidas con las que se busca combatir la pandemia de COVID-19 que se ha expandido por el país.

Estimados del secretario de turismo advierten que hasta 5 millones de turistas se estima que llegan a viajar a lo lago y ancho del país, con una derrama de mas de 38 mil millones de pesos en la actividad turística.

Entre ls recomendaciones que se han hecho en los hoteles es el uso de cubrebocas obligatorio en todos los colaboradores, limpieza a profundidad de las habitaciones entre las reservas, así como cambios en los bufetes, donde se tendrá que contar con protección en los recipientes para evitar que la saliva de los comensales caiga sobre estos.

Con estas acciones se busca reactivar el mercado turístico, uno que se ha visto muy impactado por la pandemia de COVID-19, la cual se ha convertido en un lamentable fenómeno de salud en el mundo.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299