3 errores de Apps que hacen fallar a una estrategia de UX

aplicaciones
Foto: Bigstock

El mundo digital siempre está renovándose y cambiando. Ante esto, es un hecho que los usuarios buscan mejorar su utilidad y productividad y para eso emplean la tecnología, siendo el smartphone la tendencia actual. Es ahí donde interviene el mundo de las apps.

Descargar una nueva aplicación sirve para complementar a muchas otras actividades que se realizan en al vida cotidiana actual. Es por esta razón que las aplicaciones han logrado construir un enorme mercado, pues siempre hay una nueva característica que se ajusta correctamente a las necesidades de los consumidores.

Sin embargo, descargar rápidamente una aplicación y probarla puede suponer al menos dos elementos: que esta nueva app haga la vida más fácil, ya sea para comprar un producto, realizar un pago de facturas crucial o simplemente para ofrecer las noticias del día; o todo lo contrario, dejar un sentimiento de insatisfacción, debido a que ofrece poca o nula usabilidad y no cumple con las expectativas del consumidor.

Las empresas que se encargan de crear apps móviles van evolucionando a cada actualización y la idea principal es corregir los errores más señalados por los usuarios, al tiempo que se añaden algunas mejoras y mientras la tendencia crezca, se seguirá dirigiendo por ese mismo camino. Hoy en día, todo se mueve por dispositivos móviles. Según datos de Statista, hay poco más de 3,500 millones de usuarios únicos de Internet móvil.

Una encuesta realizada por comScore indica que los usuarios gastan un 69 por ciento de su tiempo en sus teléfonos inteligentes, donde al menos el 50 por ciento de ellos invierte más tiempo en aplicaciones móviles. Sobre esto último, la consultora Zenith indica que los dispositivos móviles generarán el 80 por ciento del uso global de Internet a finales del 2020.

Otro ejemplo de utilidad que se puede encontrar, además de tratar de llegar al usuario por ese canal, es el poder mejorar la experiencia en medios digitales. Generar más opciones opciones para el consumo desde dispositivos móviles será lo mejor que una marca puede hacer en este año. Solo hay un problema: cuando parece que una aplicación se desarrolló con tecnología de principios de la década anterior

El diseño móvil es completamente diferente a la experiencia web, por lo que resulta fundamental experimentar alguno que sufren los usuarios, identificarlos y empezar a dar los siguientes pasos para brindar una experiencia intuitiva, inteligente y omnicanal.

De acuerdo con Target Marketing, estas son tres de las causas principales de una experiencia de usuario deficiente: 

  • Fricción

La fricción puede involucrar cualquier cosa, desde una característica específica que funciona incorrectamente, hasta la falta de características o tiempos de carga inconsistentes.

  • Incoherencia

Las aplicaciones son afectadas por la falta de comunicación entre canales digitales, lo que afecta directamente la experiencia del cliente. Ofrecer una experiencia omnicanal consistente se ha convertido en una apuesta para cualquier empresa.

  • Tiempos de carga

La rapidez o lentitud con la que una empresa reacciona ante los problemas que surgen tiene un impacto directo en la lealtad de los clientes. Cuando haya problemas y no se resuelvan, es más probable que el usuario no regrese.