• En los meses de la crisis de COVID-19, Amazon habría despedido a más de seis empleados

  • Muchos de ellos protestaron contra la marca por la falta de medidas de protección sanitarias

  • Varios tenían antecedentes de problemas con la empresa de Jeff Bezos, en especial por exigencias medioambientales

Si hay una compañía que no se ha visto económicamente afectada por la crisis sanitaria, es la retailer Amazon. No solo no ha dejado de operar, sino que tiene más negocio que nunca por el miedo de la población a salir a las calles y enfermarse de COVID-19. Este fenómeno le permite pasar por un poco común periodo de prosperidad, mientras la amplia mayoría de la industria está perdiendo. Sin embargo, no significa que no esté enfrentando una crisis interna propia.

En concreto, la marca sigue en crisis por las acusaciones de maltrato y condiciones inseguras para sus colaboradores en los almacenes. De acuerdo con The Verge, el escándalo se volvió aún más crítico luego que uno de sus VP renunciara a la empresa por la forma en que la marca lidió con este incidente. Específicamente, criticó la decisión de Amazon de despedir a varios empleados que dieron a conocer cómo la organización presuntamente trata a su personal.

Tim Bray publicó una carta a través de un blog personal, en donde dio a conocer las razones por las que renunció a la empresa. El experto, ahora ex-VP de Amazon Web Services, dijo que los despidos son muestra de la “cultura tóxica” de la compañía. Asimismo, señaló que no está de acuerdo con cómo se lidió con la crisis, y prefirió renunciar a ser cómplice de la situación. La compañía, de acuerdo con The Verge, se negó a comentar al respecto de este incidente.

Crisis de marca en Amazon

La gigante retailer de Jeff Bezos no es la única que se ha metido en problemas últimamente. Por ejemplo, Apple llamó la atención de los reflectores luego que se hiciera viral un exploit con el que se podía deshabilitar un iPhone con la versión más reciente de iOS. Alsea, en México, es una de las compañías más criticadas por sus duras medidas para resistir a la COVID-19. Y hace un par de semanas que Sam’s Club se vio envuelta en un enorme esquema de fraude.


Notas relacionadas


Amazon desde siempre ha tenido problemas con el público en general con respecto a la forma en la que trata a su personal en los almacenes. Muchos afirman que este empleo no solo está muy mal pagado, sino que también pone en riesgo físico a las personas. Con la crisis sanitaria, estos temores y acusaciones están en su punto más álgido. La retailer sigue acumulando uno tras otro escándalo en la crisis de marca, como bien lo demuestra este episodio de su drama.

¿Qué podría hacer Amazon para sobrevivir a una crisis de esta naturaleza? La manera más obvia de lidiar con estos incidentes sería sentarse y discutir directamente con los agentes que están siendo afectados. Es decir, los mismos trabajadores de los almacenes. Sin embargo, se trata de una decisión que significaría aceptar que hay un problema serio entre su plantilla de colaboradores. Algo que la empresa, por mucho tiempo, se ha esforzado en desmentir.

Problemas con empleados

Cabe destacar que las crisis de marca que tienen que ver con el personal de las compañías suelen ser de los más serios. Por ejemplo, hace unos días que Carnival se enfrentó a un reto muy similar cuando se le acusó de obligar a sus colaboradores en plena cuarentena. Disney, tras infinitas quejas de su público, se vio obligado a decir que quiere abrir sus puertas y dar de vuelta las plazas de trabajo a su equipo, sin fecha concreta. Hasta Despegar atrajo críticas.

Para no entrar en este tipo de crisis de marca, ¿qué deberían hacer las compañías? Según WorkTango, lo primero debería ser establecer relaciones y lazos sólidos con toda la plantilla de colaboradores. Por otro lado, Bluivy asegura que es recomendable comunicarse de una forma transparente y sincera con todos los empleados, para así fomentar la confianza. Y en datos de HR Technologist, también hay que involucrarlos activamente en la evolución del negocio.

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299