Una queja en redes sociales sobre Honda fue el mejor espacio de promoción para la competencia

Honda fue defendida por los usuarios en redes sociales y conforme avanzó la conversación las demás marcas fueron parte de la misma sin resultar intrusivas

Imagen de Twitter

Bastó una publicación de un usuario en Twitter en contra de una concesionaria de la marca Honda sobre el horario de servicio para que se desatara una serie de comentarios en favor del establecimiento luego de que la cuenta del usuario Jorge Machuca @Jorgemachuca indicara que le negaran el servicio a falta de 10 minutos de que cerrarán y de que dejaron ir una venta segura.

Los más de 150 comentarios al respecto en su mayoría fueron a favor de la concesionaria ya que consideraron que en 10 minutos es imposible concretar una venta del modelo pretendido, además de que también pidieron en consideración a quienes trabajan en el lugar, quienes también son personas y que desean salir a tiempo.

Aunado a lo anterior, otro fenómeno que se comenzó a dar conforme avanzaba la conversación fue la recomendación de otros modelos de otras marcas en lo que parecía un juego amable en el que no hubo ofensas por lo que, incluso se recomendaron otros centros de atención a clientes así como agentes de venta que se pusieron a disposición del usuario.

Momento clave.

Una vez que la conversación tomó el tono de recomendaciones en cierto modo de broma, las diferentes marcas encontraron un espacio para apoyar las recomendaciones realizadas por los usuarios, de tal modo que fue en ese momento en el que tomaron parte.

Si bien Honda contestó mucho tiempo después, la reacción de los usuarios hacia el comentario no se tornó en contra de la marca, además de que la participación de la competencia, en tono amigable, aprovechó el momento para hacer promoción de sus productos y servicios.

De tal modo que encontrar el momento correcto para ser parte de una tendencia es fundamental y da la oportunidad de ser recibido de buena forma en redes sociales, ya que una acción precipitada de la competencia hubiera derivado en un troleo innecesario.