Un cobranding entre Fitbit y Adidas para lanzar un smartwatch para runners

Fitbit-Adidas-Smartwatch
Imagen: Fitbit

Las alianzas se forjan para buscar potenciar las cualidades y fuerzas de sus integrantes, esto es lo que buscan lograr Fitbit y Adidas con el lanzamiento de un smartwatch dirigido a los runners.

Hace algunos año hablar de los relojes inteligentes era pensar en marcas como Samsung, pero ahora sin duda, la primera marca que llega a la mente de las personas es AppleWatch, y mucho tiene que ver las alianzas que ha forjado Apple para impulsar las ventas de su gadget.

Aunque no han tenido las venas deseadas por las marcas, esto no quiere decir que no estén entre los gadgets que atraen a los consumidores. Sólo Apple tiene ventas estimadas en 18 millones de AppleWatch durante 2017, y si mencionamos la Series 3 y el Nike+, que ha tenido una gran aceptación, entendemos porqué se dice está acabando con el mercado de relojes suizos, según Canalys.

De hecho, hay que ver que los smartwatch seguirán ganando relevancia e interés por parte del consumidor, basta con ver las proyecciones de CfK, que estima que durante 2018, los relojes inteligentes representarán el 52 por ciento de las ventas de wearables en el mundo.

Esto es lo que buscan Fitbit y adidas con el lanzamiento del Fitbit Ionic: Adidas Edition que, aunque el smartwatch fue anunciado en agosto, junto con la versión estándar del dispositivo, es hasta esta semana que se lanza al mercado.

El co-branding es una estrategia de marketing que consiste en la asociación de dos o más marcas con el objetivo de potenciar el valor, aumentar rentabilidad y destacar valores complementarios de las mismas.

Hablamos de un gadget de unos 330 dólares en precio, muy similar al Apple Watch Series 3 Nike+, que promete no sólo igualarlo en el costo, sino también en las prestaciones tecnológicas.

El Fitbit Ionic: Adidas Edition también ofrece una esfera de reloj personalizada y una banda perforada “transpirable” para correr. Y, como valor agregado, integra la app Adidas Train, que incluye media docena de ejercicios diferentes con entrenamiento integrado.

No sabemos si esto logrará convencer al runner que considere comprar un smartwatch, aquí el factor clave será la empatía o afinidad que tenga con ambas marcas pues, al final, las prestaciones y diseño no son tan distintas al ya mu popular reloj inteligente de Apple.