Tu reputación en línea

Santiago, Chile.- La globalización y las redes sociales han revolucionado el mundo de los negocios, pero no todo es brillo. Con la inmediatez de la comunicación, los riesgos que corren las personas, las marcas y las empresas también son instantáneos. Un mal comentario puede encontrar eco en millones de personas y destruir tu reputación en segundos.

En Chile vemos como todos los días alguien es elevado a las alturas en redes sociales, mientras que otros son revolcados por el suelo y aunque el scroll, el Timeline, se va cada día, siempre quedará algo en la web para informar de las caídas de tal o cual persona o empresa.  Por lo mismo, como dice el experto en branding Oscar del Santo, en su texto “ Reputación online para todos”, más vale prevenir que curar porque reparar la reputación online nunca será una tarea fácil. Y prevenir se asocia con el conocimiento cabal de cómo funciona el mundo online y de lo fundamental de estar al día con cada cambio que surge en la red, el cual, por pequeño que sea, puede hacer la diferencia. ( ¿Qué Community Manager que maneje la cuenta de un restaurante, no tendría acceso a Foursquare, por ejemplo? )

El segundo punto importante en el tema de la reputación se relaciona con todo lo que la persona o la empresa hace en línea, desde que levanta su sitio o abre sus cuentas en redes sociales hasta que los modifica y los cierra. Es bueno recordar que, tanto las imágenes como las primeras impresiones marcarán el tipo de asociación que el grosso público tenga con la marca para siempre.  El lenguaje, el tono y la inmediatez juegan parte importante en este proceso.

Finalmente, tu reputación en línea pasa por comprender que el Branding está basado en las personas y que las mejores interacciones son aquellas que se realizan de uno en uno entre ejecutivos, empleados, clientes y proveedores. Escuchar con atención para poder satisfacer los deseos de tus clientes es la base para cumplir y una buena reputación, en la vida o en marketing, se asocia con el cumplimiento de las promesas. Una reputación además, se construye con fondo y forma.

 

SUSCRÍBETE AL CONTENIDO PREMIUM POR TAN SÓLO $299