Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

Suscríbete a Merca2.0. Haz clic aquí

Trusted Friends, la nueva aplicación de Facebook para recuperar contraseñas

México, D.F.- Facebook lanzó Trusted Friends, una aplicación de seguridad que permite al usuario recuperar su contraseña en caso de olvidarla o su cuenta haya sido hackeada.

Trusted Friends funciona de la siguiente manera: el sistema de Facebook solicitará una clave, la cual se enviará por piezas a un grupo de tres a cinco “amigos de confianza” que serán elegidos previamente por el usuario. éste deberá juntar todas las partes para que de esta manera confirme su identidad y pueda recuperar su contraseña.

Para ver más detalles, da click aquí.

Notas sobre mercadotecnia:
YouTube invierte 100 mdd para lanzar 100 canales con contenido propio
Ikea lanza app para diseñar recámaras al gusto de los facebukeros

La lista de “amigos de confianza” puede ser modificada por el usuario, incluso si la cuenta es hackeada.

Además de esta herramienta de seguridad, la red social planea que los usuarios tengan contraseñas específicas para juegos y aplicaciones.

La inclusión de Trusted Friends será gradual y comenzará a aparecer en los siguientes días en los perfiles de la red social.

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Premium

Populares

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.

Más de Merca2.0

Artículos relacionados

Adolescentes Instagram

Cómo ser un líder original y creativo en el futuro

El reto para los próximos 20 años será la originalidad. Los buscadores de inteligencia artificial y Big Data se basan en datos existentes y, por lo tanto, están limitados a lo que ya existe. Pero para los creadores de contenido, lo que los diferenciará serán las preguntas que formulen, no necesariamente las respuestas que obtengan. Esto representa un cambio de paradigma en la educación, similar al cambio que ocurrió durante la revolución industrial.