Tocar emociones es vincularse a los clientes

No sólo es importante llegar en los momentos clave. También es importante sacudir con locura y mensajes emocionales a los clientes para impactarlos con los mensajes de contenido relevante de las marcas.

Más vale estar en un momento importante con algo bueno que decir, que estar en todas partes sin un buen contenido o experiencias para sacudir a los clientes en sus espacios de vida digital o análoga. Más vale una buena sacudida que la mejor de las pautas promocionales. Más vale un buen madrazo que muchas amenazas virtuales.

¿De qué me cuelgo para atrapar la mirada de mi cliente?

Los enlaces emocionales no son tan fáciles de construir. Es necesario conocer bien tu marca y tener mucha pasión por sorprender a tu cliente en los mejores momentos. Entrar bien, es entrar armado de la sorpresa y de un buen sentimiento asociado a tu marca. Tienes que escuchar a tu cliente, ser un aventurero para conocerlo mejor. Entrar en el diálogo con tu marca con un toque de locura para tocar fibras y emociones. Así se generan los enlaces emocionales potentes, congruentes y eternos.

¿Cómo construyo el mejor enlace emocional con mi cliente en 10 toques?

  • Toque 1. Conócelo. Clusterízalo, segméntalo, tribalízalo o atácalo en grupos separados. Divide y vencerás.
  • Toque 2. Construye una base para el dialogo. Firme no efímera y congruente para empezar a hablar con tu cliente.
  • Toque 3. Habla de tu producto y sus beneficios. Dile para qué sirve.
  • Toque 4. Enlaza a tu marca y a tu cliente con algún sentimiento que maride con tu ADN de marca. Emociona y provoca una sonrisa leve pero que sacuda. Una especie de sonrisa cómplice.
  • Toque 5. Imprime un toque de locura que saque de su comodidad a los clientes. Sólo un toque que sacuda.
  • Toque 6. Habla con tu cliente y escúchalo. Viraliza su reacción para que sea compartida. es como una carcajada contagiosa.
  • Toque 7. Entra en la realidad analógica y digital de los clientes.
  • Toque 8. Genera boca a boca y “Shares” de vida.
  • Toque 9. Inspira complicidad con tu cliente para que se convierta en tu mejor promotor y difusor.
  • Toque 10. Deja con libertad que las cosas pasen. Déjalo ir con desapego y a la suerte con su rumbo orgánico. Al azar.