The New Yorker protesta en su nueva portada contra ‘la extinción’ de la libertad

La revista estadounidense The New Yorker publicó este viernes su más reciente portada que ilustra la “extinción de la libertad” con uno de los símbolos más importantes de Estados Unidos, la Estatua de la Libertad, en protesta por las políticas del presidente Donald Trump.

La “antillama de la libertad” de John W. Tomac estará presente en la edición del 13 al 20 de febrero de la publicación y fija la postura de la revista sobre las “sombras” en las que se está adentrando el país por las políticas en materia de inmigración.

“Como respuesta a las primeras semanas de la administración de Trump, en particular la orden ejecutiva en materia de inmigración, que asumimos como una característica oscura, decidimos ilustrar nuestra portada con una ilustración de John W. Tomac”, escribió Françoise Mou, editora de Arte de The New Yorker.

“La Estatua de la Libertad y su antorcha brillante solían ser la visión que daba la bienvenida a los nuevos inmigrantes. Y, al mismo tiempo, era el símbolo de los valores estadounidenses”, dice su John W. Tomac. “Ahora parece que estamos apagando esa luz”, agrega.

Los nuevos lineamientos en el sistema migratorio de Estados Unidos han generado confusión e indignación entre la población estadounidense, ya que desde el viernes 27 de enero el presidente Donald Trump suspendió de manera temporal la entrada de refugiados y ciudadanos de siete países musulmanes.

Las órdenes ejecutivas inmigratorias firmadas por Donald Trump el 25 de enero pusieron en riesgo inmediato de deportación a 11 millones de indocumentados que se estima viven en ese país.

El 28 de enero, una jueza suspendió la deportación de refugiados y personas que habían llegado al país con visa y que quedaron detenidos en aeropuertos debido a la orden ejecutiva.

El gobierno de Trump no dio señales de que piense flexibilizar la medida y el Departamento de Seguridad Interior (DHS, por sus siglas en inglés) emitió un comunicado en el que señaló el respeto a las decisiones judiciales, pero continuará aplicando la orden presidencial.

En medio de políticas proteccionistas y antiinmigrantes de la nueva administración de Estados Unidos varias voces de Hollywood se han levantado para proponer que la ceremonia de entrega de los premios Óscar sea cancelada y en su lugar, los ganadores sean anunciados a través de un comunicado.

Dentro de los nominados a la estatuilla está el cineasta iraní Asghar Farhadi, nominado al Óscar por la cinta ‘El viajante’, quien no podrá acudir a la ceremonia de los premios como consecuencia de la orden sobre inmigración aprobada por el presidente estadounidense