CFAH

Suscríbete a Merca2.0 y accede a más 3,500 artículos exclusivos a suscriptores. Haz clic aquí

The Guardian acusa a Google de mal pagar a sus empleados temporales en docenas de países

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Google habría incurrido en un delito al estarle pagando a miles de trabajadores temporales de forma ilegal, en docenas de países.

Google habría incurrido en un delito al estarle pagando a miles de trabajadores temporales de forma ilegal, en docenas de países, así lo dio a conocer una investigación presentada por The Guardian en donde se presentaron documentos en los que se demuestra que la empresa tecnológica tardó en reaccionar a la situación.

Esta situación ha retrasado la corrección de las tarifas salariales en el Reino Unido, Europa y Asia durante más de dos años mientras Google intentaba encubrir el problema.

El caso de Google 

De acuerdo con la información, los ejecutivos de Google sabían desde al menos mayo de 2019 que la compañía no estaba cumpliendo con las leyes locales en el Reino Unido, Europa y Asia, las cuales obligan que a los trabajadores temporales se les paguen tarifas iguales a los empleados de tiempo completo que realizan un trabajo similar.

En lugar de tomar acciones inmediatas para corregir sus errores, la compañía se demoró durante más de dos años, según muestran los documentos, en donde se cita la preocupación por el aumento de los costos para los departamentos que dependen en gran medida de los trabajadores temporales, la posible exposición a reclamos legales y el temor a la atención negativa de la prensa.

En un momento, tanto los ejecutivos como los abogados de Google decidieron seguir un plan para cumplir con las leyes lentamente y al menor costo posible para sí mismos, pero reconocieron que este movimiento no era “el resultado correcto desde una perspectiva de cumplimiento” y podría colocar a las empresas de personal con las que contrata “En una posición difícil, legal y éticamente”.

Empresa reconoce el caso 

La gran tecnológica decidió admitir las fallas a The Guardian, asegurando que llevaría a cabo una investigación después de ser contactado por el medio.

“Si bien el equipo no ha aumentado los puntos de referencia de la tasa de comparación durante algunos años, las tasas de pago reales para el personal temporal se han incrementado varias veces en ese período”, dijo Spyro Karetsos, director de cumplimiento de Google, en un comunicado. “A la mayoría del personal temporal se le paga significativamente más que las tarifas de comparación.

“Sin embargo, está claro que este proceso no se ha manejado de manera consistente con los altos estándares a los que nos mantenemos como empresa. Estamos haciendo una revisión exhaustiva y estamos comprometidos a identificar y abordar cualquier discrepancia salarial que el equipo aún no haya abordado.

“Y realizaremos una revisión de nuestras prácticas de cumplimiento en esta área. En resumen, vamos a averiguar qué salió mal aquí, por qué sucedió y vamos a corregirlo “, aseveró.

La situación podría escalar aún más luego de que un denunciante representado por Whistleblower Aid presentara una denuncia sobre las presuntas violaciones ante la Comisión de Bolsa y Valores de EE. UU..

La problemática estaría en que Google no habría revelado los pasivos de paridad salarial, que estima que podrían ascender a 100 millones de dólares, lo que constituye errores importantes en sus informes financieros trimestrales, una violación de la ley de valores de EE. UU. .

“La divulgación deja en claro que Google no solo ha violado las leyes laborales en todo el mundo, sino que ha engañado a los inversores sobre las principales responsabilidades legales y financieras”, dijo John Tye, fundador y director de divulgación de Whistleblower Aid. “La divulgación legal y anónima del denunciante es un paso fundamental para garantizar que Google rinda cuentas. Instamos a la SEC a emprender una acción judicial contra Google y proteger los derechos de los inversores a recibir información completa y precisa “.

Fuerza laboral extendida 

Google cuenta con una ” fuerza laboral extendida “, con más de 100 mil empleados temporales, proveedores y contratistas que no son contratados directamente por la empresa, pero que realizan trabajos en su nombre, desde el servicio de alimentos y la seguridad hasta la codificación y el análisis de datos.

La empres señala que estos trabajadores son “proveedores” que colaboran en proyectos a largo plazo, así como que son completamente administrados por la empresa proveedora y tienen poca interacción con los empleados de Google.

De acuerdo con la investigación de The Guardian, los departamentos que dependen más de los trabajadores temporales incluyen reclutamiento, marketing y Waymo, la subsidiaria de vehículos autónomos de Google. A nivel mundial, Google gasta alrededor de 800 millones de dólares al año en trabajadores temporales.

Aunque es común que haya trabajadores eventuales en las grandes compañías, lo preocupante es que en Google estos superan en número a su base de empleados directos.

Además, en más de 30 países, como Reino Unido, la India y Taiwán, han promulgado leyes sobre la “paridad salarial” o “igualdad de trato”, en las que se exige que las empresas le den a los trabajadores temporales reciban el mismo trato que los empleados a tiempo completo (FTE) que realizan lo mismo o trabajo similar.

A pesar de que tanto la agencia de contratación y el arrendatario, en este caso Google, comparten la responsabilidad de garantizar un trato equitativo, al final del día es responsabilidad del arrendatario proporcionar a la agencia datos precisos sobre las tarifas de pago. Algo que la empresa no ha hecho desde hace ya varios años.

La rotación de trabajadores temporales es tan alta que, según un documento, en febrero de 2021, Google tenía mil 030 trabajadores temporales en países con leyes de paridad salarial, el mayor número en el Reino Unido (343), India (222), Irlanda (207) y Alemania (59). El problema es que, según una auditoría de Deloitte, se habían promulgado leyes de paridad salarial en 16 países donde Google estaba empleando a más de 350 trabajadores temporales sin proporcionar tasas de trato equitativas, incluidos Argentina, Australia, Brasil, Canadá, Israel, Suiza y Taiwán.

A los trabajadores temporales individuales se les pagó entre un 12 por ciento y un 50 por ciento menos de lo que deberían haber sido, según un memorando interno también de febrero de 2021.

La demora de Google en abordar las tarifas podría afectar la capacidad de los ex trabajadores temporales de buscar reparación.

LEER MÁS 

Suscríbete al contenido premium de Merca2.0

De Madrid a la Ciudad de México, la fuente más confiable de estrategias de mercadotecnia a nivel global. Una mirada a las estrategias de las grandes marcas y las tendencias del consumidor.

Más de 150,000 mercadólogos inscritos en nuestros boletín de noticias diarias.

Artículos Premium

Artículos Premium

Más de Merca2.0

Artículos relacionados