¿Qué hay que tener en cuenta para hacer un buen marketing de guerrilla?

Internacional.- Si está bien hecho, el marketing de guerrilla puede ser un tipo de marketing excelente para poder captar la atención de los consumidores, ya que es un tipo de estrategia que hace uso de los espacios públicos para así impactar directamente en el consumidor y buscar que el mensaje quede grabado en su mente. Si no sabes cuál es la mejor forma de hacer este tipo de marketing; a continuación, te vamos a ofrecer unos cuantos de consejos clave para que hagas un marketing de guerrilla perfecto.

Lo primero que deberías tener en cuenta a la hora de lanzar una estrategia de marketing (de cualquier tipo, y más de guerrilla), sería el que debes ofrecerle al consumidor algo que está dispuesto a adquirir. Es decir, tienes que ofrecer un producto o servicio de valor real, algo que el consumidor esté dispuesto a comprar y no que sólo le guste.

Ahora que la tecnología lo inunda todo, una muy buena opción a la hora de hacer marketing de guerrilla es insertar códigos QR en tus estrategias para que así los consumidores puedan interactuar con tu marca y así conocer más sobre ti.

Las redes sociales, por otra parte, como ya sabrás, son más que importantes en la actualidad y una marca que no realiza una buena estrategia de marketing de guerrilla complementada con una estrategia en redes sociales, puede suponer el fracaso. Así, en tus estrategias de marketing de guerrilla, debes aprovechar las redes sociales, ya que, de esta forma, vas a poder llegar a millones de consumidores. Una muy buena forma de hacerlo es hacer fotos y vídeos de tu estrategia de marketing y compartirlas en redes sociales y quizá, logren convertirse en virales y tu estrategia puede llegar a ser conocida en todo el mundo.

Por último, lo que más deberías considerar son las leyes que existen en el país en el que vas a lanzar tu estrategia de marketing de guerrilla, ya que no vas a poder hacer siempre lo que quieras. Por eso, documéntate, infórmate bien antes de lanzar tu estrategia, para evitar problemas futuros.