Tendencias y cómo integrarlas a tus estrategias de marketing

marketing digital
Foto: Bigstock
  • La estrategias deben respetar la esencia de elementos que conforman las estrategia de largo plazo de la marca.

  • Las marcas deben adaptarse de manera orgánica a nuevas tendencias y a sus transformaciones sin que pierdan su esencia.

  • Las tendencias tomadas con ligereza, o razón específica llegan a resultar molesta al cliente y terminar con su preferencia.

Las nuevas tendencias, su surgimiento y resurgimiento, deben ser vistas como una oportunidad para las marcas tanto en sus estrategias de promoción como en las mejoras que pueden ofrecer sus productos o servicio.

Adaptarse a nuevas tendencias involucra la posibilidad de darle nuevos aires a las estrategias de marketing, pero también conllevan el riesgo de no integrarse de la manera debida y hasta ser contraproducente para el éxito y buen desempeño de la marca.

Para poder integrar adecuadamente las tendencias a tus propuestas de trabajo y usarlas, por ejemplo,  en los procesos de branding y rebranding, las marcas deben adaptarse de manera orgánica al entorno y a sus transformaciones sin que pierdan su esencia.

La esencia de la marca resulta ser muy importante y el punto en donde se funda gran parte de la fidelidad del consumidor, por lo que al integrar nuevas tendencias no puede dejarse de lado este elemento fundamental.

Saber retomar nuevas tendencias funciona si se integran a las estrategias habituales de la marca, tales como  técnicas de user experience, generación, uso y gestión de tiendas on line y otras posibilidades para usuarios web y de redes sociales, lo cual incide directamente en los puntos donde se optimizan   opciones determinadas a partir de sus hábitos de compra y navegación en la red.

Pero en la integración de nuevas tendencias las marcas y sus estrategias deben ser muy cuidadosas, porque juegan con aspectos delicados, tales como la preferencia y  la fidelidad del consumidor.

Si se retoman las tendencias con demasiada ligereza, sin un análisis y sin una razón específica, puede llegar a resultarle molesto al usuario, cliente o comprador y terminar con su preferencia.

Para poder integrar nuevas tendencias sin peligro de afectar a la marca, es necesario que la estrategia sepa identificar y respetar en todo momento la esencia y razón de ser de la firma, nos referimos a elementos que conforman las estrategia de largo plazo de la marca.

Si existe un respeto a esta parte, no hay peligro en integrar nuevas tendencias. Mantener la esencia de una marca cuando se integran tendencias puede no ser sencillo siempre, pero sí es posible.

Saber dominar las tendencias también depende  que tener la capacidad de ayudar a las marcas a seguir siendo relevantes sin que pierdan su esencia y sigan siendo relevantes para sus audiencias.